NOTICIA DE ARCHIVO

Exigen penas más severas para violadores

CANCÚN, Q.Roo.- Consideran que la pena debería ser mayor cuando el abusador es familiar de la víctima.

Susana Mariscal
CANCUN, Q.Roo.- El abuso sexual y la violación en víctimas menores de 14 años puede quedar tipificado como delito mayor, con lo cual los agresores no tendrían posibilidad de salir libres bajo fianza.

Esta es una iniciativa presentada por la diputada María Hadad Castillo, quien señala que en caso que los agresores sean familiares, la pena se torna más severa.

En Quintana Roo, el delito que ocupa el primer lugar es el abuso sexual -caricias o manoseo de los órganos sexuales- y el segundo la violación.
 
De 2006 a 2009, las autoridades, en materia de procuración de justicia, señalan un incremento en la cantidad de denuncias, lo que indica que ya hay una mayor participación para denunciar los delitos.
 
De acuerdo con estadísticas proporcionadas por la Fiscalía Especializada en Delitos Sexuales, de la Procuraduría General de Justicia del estado, de enero a julio del presente año se presentaron 426 denuncias, de las cuales en 159 las víctimas son menores de 14 años.
 
De los delitos cometidos en contra de menores, el abuso sexual ocupa el primer lugar, y la violación el segundo sitio.

En la entidad cada año se registra un incremento de 15 por ciento en los delitos sexuales; pero de las averiguaciones previas, entre el 60 y 70 por ciento las víctimas son menores de edad; de enero a junio de 2008 se iniciaron 100 averiguaciones previas, en 67 de las cuales las víctimas eran menores.
 
En 2004-2005 el DIF Nacional reportó que la media en abusos sexuales cometidos contra niños era de 3.8, pero Quintana Roo marcaba 9.7 por ciento; es decir, casi triplicaba la cifra nacional.
 
Por ello, la legisladora local considera que debe reforzarse la parte jurídica, porque las mismas leyes permiten la impunidad en este delito y dejan a los niños en un estado de indefensión.
 
Actualmente el abuso sexual  y la violación son considerados delitos menores, por lo que cuando un juez establece una penalidad de tres años, el agresor puede obtener libertad bajo fianza.
 
La reforma es para el Código Penal y el Código de Procedimientos Penales y propone incrementar la sanción de cuatro a ocho años de prisión; actualmente son de tres a siete años. Al ser mayor de tres años, el delito se considera grave y no alcanza libertad bajo fianza.

En la modificación también se propone incrementar la penalidad una mitad más cuando el agresor tenga algún tipo de parentesco con la víctima, por lo que podría cumplir hasta una sentencia de 12 años.

También dentro de esta propuesta se contempla una reforma en los códigos penales, para que la Procuraduría de Justicia y los jueces en las diligencias no presenten a las víctimas y los agresores en un careo y se utilicen medios audiovisuales, sobre todo cuando el agresor sea un familiar, punto que está marcado en convenios internacionales que México ha firmado.

Comentarios archivados


Por: nayely

señora diputada... agradesco muxo el interes que lee sta poniendo a este problema tan lamentable pero veridico , sugiero la no tan descavellada idea de incluir la pena de muerte en esta reforma que esta prmoviendo, ud. digame donde y cuando necesita gente que le apoye, por que ya basta que esten sucediendo estas monstrosidades y nosostros como sociedad cuando vamos a alzar la voz, no solo se acuerden de nosotros en tiempos electorales.porfavor exijimos soluciones!!!


Por: lauren

muy bien, me da gusto que al menos una diputada este trabajando