NOTICIA DE ARCHIVO

Se agrava crisis nuclear en Japón

TOKIO, Japón.- El agua de mar cercana a la planta de Fukushima mostró los niveles de radiación más elevados hasta el momento.

Agencias
TOKIO, Japón.- La crisis en la planta nuclear japonesa dañada por el tsunami se agravó hoy luego que el agua de mar cercana mostró los niveles de radiación más elevados hasta el momento, reporta la agencia The Associated Press.

En Fukushima, la radiación filtrada penetró en la tierra y el mar y se introdujo en verduras, leche no pasteurizada e incluso el agua corriente hasta en Tokio, 220 kilómetros al sur.

El presidente de la empresa operadora de la planta nuclear fue hospitalizado con un ataque de hipertensión.

Casi tres semanas después que el sismo y tsunami del 11 de marzo anularon los sistemas de refrigeración que impiden el sobrecalentamiento del combustible nuclear de la usina Fukushima Dai-ichi, la empresa de electricidad de Tokio TEPCO aún lucha por controlar la situación en las instalaciones.

En tanto, el emperador Akihito y la emperatriz Michiko visitaron durante una hora a un grupo de evacuados en Tokio. El desastre ha matado a más de 11 mil personas y desplazado a miles más.

La tensión de la crisis más grave que afecta a Japón desde la Segunda Guerra Mundial cobró una nueva víctima en el presidente de TEPCO, Masataka Shimizu, quien ingresó en un hospital el martes por la noche.

Shimizu, de 66 años, no aparece en público desde una conferencia de prensa el 13 de marzo en Tokio, lo que generó conjeturas de que había sufrido un quebranto. Durante días, los directivos de la empresa se negaron a responder preguntas, señalando tan solo que se encontraba en "reposo" en la sede de la compañía.

El vocero Naoki Tsunoda informó hoy que Shimizu fue hospitalizado debido a mareos e hipertensión.

El vacío de dirección en TEPCO, cuyas acciones han caído casi 80 por ciento desde el comienzo de la crisis, se produce en medio de críticas crecientes debido a su incapacidad para contener las fugas de radiación.

El presidente del directorio, Tsunehisa Katsumata, anunció en conferencia de prensa que se haría cargo y con una profunda reverencia ofreció disculpas por la demora.

"Debemos hacer todo lo que podamos para poner fin a esta situación por el bien de todos los afectados", dijo el gobernador de la prefectura de Fukushima, Yuhei Sato. "Estoy profundamente decepcionado y entristecido por la idea de que esto se prolongue aún más".

Comentarios archivados


Por: Sergio Haslam

Los daños se están volviendo cada vez más incuantificables y el impacto al medioambiente y a la seguridad de la población es cada vez mayor. Hace unos días las autoridades niponas hablaron de la posiblidad de enterrar todo el complejo nuclear con toneladas de hormigón si la situación se salía de control. Quizás ya lo deberían estar haciendo, aunque claro están tratando de salvar su cuantiosa inversión.