Especialista explica cómo se formó al bebé de 'tres padres'

Alejandro Chávez, quien fue parte del proceso, indicó se uso el ovuló de una mujer, ya que la madre del menor padece una rara enfermedad.

ENVÍA
  • Compartir por whatsapp
La noticia del primer bebé en la historia con la combinación de ADN de tres personas dio la vuelta al mundo. (parabuenosaires.com)

La noticia del primer bebé en la historia con la combinación de ADN de tres personas dio la vuelta al mundo. (parabuenosaires.com)

Blanca Valadez/Milenio
CIUDAD DE MÉXICO.- La noticia dio la vuelta al mundo. El primer bebé en la historia con la combinación de ADN de tres personas resulta preocupante para el centro de fertilidad New Hope, involucrado en el proceso, ya que el procedimiento ha sugerido que su técnica de "trasplante de estructuras celulares de mitocondrias" tiene el potencial de "diseñar bebés" perfectos y al gusto de las parejas.

Alejandro Chávez, director médico del Centro de Fertilidad New Hope con sede en Guadalajara y quien participó con el equipo del doctor Jonh Zhang (ahora en Nueva York) en el proceso de fertilización con tres personas, explicó que la "filtración" del trabajo colectivo desató toda una polémica ética en la que se les acusó de emplear técnicas similares a las de la clonación para crear bebés de diseño y realizar parte del procedimiento en México —por los huecos jurídicos en materia de reproducción asistida— y evitar conflictos legales en EU.

"La difusión de que hubo de tres padres una mezcla de material genético son conceptos que nos preocupan porque esto da a pensar que queremos o tenemos acceso a diseñar bebés, y que el día de mañana haremos recién nacidos con ojos azules o pelo rojo. Nada más alejado de la aportación científica de nuestro procedimiento", destacó en entrevista con Milenio.

"La técnica ni siquiera tiene capacidad de hacer ésto. El bebé solo tiene una mamá y un papá; con ella solo tiene un papá y una mamá (...), se parecerá a ellos, va a heredar sus características físicas", señaló.


La aportación genética de la mujer donadora, aclaró el especialista: "es de 0.01 por ciento, que es el ADN que está en las mitocondrias y cuya única finalidad es la fábrica de energía" lo cual, en absoluto, influye en las características físicas del individuo.

Para Chávez, el titular de "un bebé de tres padres" —como se difundió en los medios de comunicación a escala internacional— demerita la aportación científica realizada por el Centro de Fertilidad de New Hope (con sede en Nueva York, Guadalajara, Ciudad de México y Reino Unido) en materia de reproducción asistida para problemas de infertilidad.

"Es un trasplante de estructuras celulares, de organelos, porque al final lo que nos interesa de la donadora son las mitocondrias —eso es lo que estamos buscando—; respecto a si esta técnica se parece o no a otras (la clonación), en lo importante, que son los objetivos, no tiene nada que ver (...) No se parece en nada", aclaró Chávez.

Equiparó el procedimiento realizado con el trasplante de un órgano: "Imaginemos que yo estoy perfectamente bien de mi cerebro, de mis ojos, todo está funcionando, pero necesito un hígado para vivir; me hacen un trasplante y vuelvo a ser quien soy, con las funciones que tenía antes. ¿De quién es la información genética?, evidentemente mía".

Luego de referir que el trabajo científico —el cual se presentarán a detalle en la reunión anual de la Sociedad Americana de Reproducción Asistida que se celebrará en octubre— será un "parte aguas en el mundo", rechazó que se eligiera a México por carecer de una legislación en reproducción asistida, misma que es inexistente en casi todos los países.

"Cuando vimos el potencial de este proyecto, una de las cosas en las que pensamos es en dónde querrían estar los pacientes, y Guadalajara es un lugar muy cómodo; estamos instalados entre dos hoteles, no tienen ni que cruzar la calle (...) Pero también porque tenemos la tecnología y los especialistas", explicó.

Incluso, las autoridades sanitarias de México sabían: "La Cofepris nos otorgó la licencia, lo hacimos como un tratamiento de reproducción asistida".

No obstante, reconoció, que en EU está técnica, más que estar prohibida, exige de muchos trámites administrativos y, en Reino Unido, único país en el mundo que la tiene legalizada, hay una "regulación muy restricta".

La técnica

La madre del bebé Abrahim Hassan, de cinco meses, es portadora de una rara enfermedad conocida como síndrome de Leigh, por ello, había tenido dos pérdidas.

Para la pareja de jordanos, la señora Ibtisam Shaban y su esposo, Mahmoud Hassan, las posibilidades de logra concebir resultaban incompatibles con sus creencias religiosas.

"Las opciones abarcan la donación de óvulos, o fertilizar embriones con la alta probabilidad de que algunos fueron destruidos. Ninguna resultaba compatible con sus creencias", recordó.

Por ello, dijo, el comité ético del centro de reproducción asistida optó por recurrir al óvulo de una donadora sana a la que se le quitó el núcleo y el material genético.

Una vez que lo obtuvieron procedieron a colocar el material genético de la madre, pero sin la herencia de la enfermedad.

Posteriormente, abundó, se procedió a la fecundación con el material genético del padre. Se continuó con el proceso de cultivo del óvulo fecundado para después realizar la transferencia (en la donadora), con lo que se logró el embarazo.

Las mitocondrias son la fábrica de energía de la célula y, cuando hay enfermedades severas resulta imposible la sobrevivencia de los bebés dado a que presentan problemas de alimentación, trastornos en el sistema nervioso y en su desarrollo muscular, y sufren de convulsiones hasta llegar a la muerte.

DEJA UN COMENTARIO:

Tu E-Mail no será mostrado.
Lee nuestras políticas de comentarios,
políticas de privacidad y términos y condiciones.

1 COMENTARIO

Marcos

Magnifico

Responder a este comentario2 | 0