Jugadores extranjeros y binacionales, tema central de LMB

El 11 de octubre se reunirán los presidentes de Leones, Pericos y Diablos Rojos; Plinio Escalante dice que hará valer su contrato hasta 2018.

ENVÍA
  • Compartir por whatsapp
El yucateco Plinio Escalante,  presidente de la Liga Mexicana de Beisbol, declaró que cumplirá su contrato hasta diciembre 2018. (Jorge Acosta/SIPSE)

El yucateco Plinio Escalante, presidente de la Liga Mexicana de Beisbol, declaró que cumplirá su contrato hasta diciembre 2018. (Jorge Acosta/SIPSE)

Marco Moreno/Milenio Novedades 
MÉRIDA, Yuc.- El presidente de la Liga Mexicana de Beisbol, el yucateco Plinio Escalante Bolio afirmo que será este 11 de octubre cuando se reúna con los presidentes de Pericos de Puebla y Diablos Rojos del México para buscar una conciliación al tema de los jugadores extranjeros y de doble nacionalidad. 

Respecto a la salida de cuatro equipos de la última reunión de la LMB, por el tema de los jugadores mexicanos no nacidos en el país, Escalante Bolio confirmó que el 11 de octubre en la capital del país sostendrá una reunión con Alfredo Harp y Roberto Mansur, ambos de los Diablos Rojos, y Gerardo Benavides, de los Pericos de Puebla, para buscar un acuerdo incluyente, en el que se busque el beneficio de la Liga.

"Queremos encontrar una solución al problema, y por eso me reúno con gente que siempre ve el lado positivo de todo. En esa reunión se saldrá con una propuesta que nos permita unir al circuito", expresó.

El tema principal es que un grupo, en el que están los Diablos Rojos, los Guerreros de Oaxaca, los Tigres y los Sultanes, quieren limitar el número de jugadores mexicanos no nacidos en México, y el otro sector de novenas quiere que no haya limite, pues eso les permite competir deportivamente con organizaciones que tienen una sólida base mexicana.


"Tijuana expone que apenas tiene tres años en la LMB y apoya el desarrollo del jugador mexicano, e incluso tienen 14 jóvenes firmados por equipos de las Grandes Ligas, pero con eso no puede competir ante los Diablos y Tigres que tienen más de 50 años de formar jóvenes, y por ello se dio la opción de competir de otra forma, con los jugadores mexicanos no nacidos en el país", expresó.

Plinio afirmó que ambas posiciones son válidas y tienen la razón, pero "lo que hay que hacer ahora es que se llegue a un punto de acuerdo que beneficie al béisbol".

La salida de los cuatro equipos fue como medida de presión, y por ello se busca reuniones de conciliación para beneficio del deporte.

Para finalizar, igualmente dijo que como presidente de la LMB es un moderador de las asambleas, y que de ninguna manera tiene voz y voto, ni opina de los temas a votación para no influir en los equipos.  "Nunca lo he hecho, y creo que eso lo saben muy bien los presidentes de los equipos".

La demanda

Plinio Escalante Bolio, presidente de la Liga Mexicana de Béisbol habló de su permanencia en la presidencia del circuito, y de un aspecto muy serio, comentó de la inminente demanda por difamación en contra de José Maiz, presidente de los Sultanes de Monterrey

Pepe Maiz, como se recordará, declaró que Escalante Bolio era el causante del divisionismo de los presidentes del circuito y de beneficiar a los Leones de Yucatán debido a una promesa de trabajo que recibió de esa organización.

"No puedo permitir que mi familia se sienta dañada por las declaraciones de una persona (Pepe Maiz) que nunca está conforme con nada. Por eso analicé con mis abogados el emprender una acción legal en su contra para que me demuestre con pruebas que beneficio a los Leones, o en todo caso deberá afrontar las consecuencias", dijo.

Por principio, los reglamentos de la LMB marcan que no puede un presidente o directivo de los equipos ofender con declaraciones al presidente del circuito y los integrantes de la oficina del mismo, motivo por el cual se hará acreedor a una multa de mil salarios mínimos.

También habló del propio Maiz acerca del hecho de que comentó que en la próxima reunión de la LMB no estará Plinio como presidente.

"Mi contrato se vence el 31 de diciembre de 2018, tal y como se aprobó en una asamblea del circuito antes del inicio de la campaña 2016, luego de que en diciembre de 2015, en Nasville, yo había presentado mi deseo de no continuar", expresó.

Escalante Bolio dijo que el directivo de los Sultanes deberá asistir a la reunión con los "ojos cerrados", porque él estará ahí, tal y como marcan los estatutos. 

"La única forma que no esté, es que yo decida no seguir más, que el 80% de los 16 equipos así lo decidan, o que los equipos se pongan de acuerdo y me lo soliciten, pero yo tengo contrato hasta 2018 y lo haré valer.

También comentó que se le acusa de impedir el desarrollo del béisbol mexicano, y señaló que en su paso por la LMB ha fomentado un acuerdo de colaboración con las Ligas Mayores, con el objetivo de que los peloteros tengan más calidad, y la muestra ha sido un curso para instructores impartidos por gente de las Grandes Ligas.

"Me acusan de divisionismo, pero siempre he buscado la unidad, y durante diez años así ha sido", comentó.

DEJA UN COMENTARIO:

Tu E-Mail no será mostrado.
Lee nuestras políticas de comentarios,
políticas de privacidad y términos y condiciones.