23 de Abril de 2017

Yucatán

Lo cubrieron 10 sacos de cemento, pero ¡no estaba muerto!

Un albañil falleció cuando trabajaba en una capilla, en el fraccionamiento Montecarlo, en Mérida.

Un albañil murió aplastado: 10 sacos de cemento le cayeron encima, cuando intentaba bajar uno, en una bodega. (Martín González/SIPSE)
Martín González/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- El albañil Pedro C. I. murió aplastado, ayer por la tarde, cuando trabaja en obras de una capilla del fraccionamiento Montecarlo.

El trabajador fue a una bodega por sacos de cemento, pero cuando intentaba bajarlos, 10 bultos le cayeron encima.

Los compañeros de trabajo de Pedro cuentan que aunque vieron a Pedro dirigirse a la bodega, no se percataron de su ausencia sino hasta media hora después uno de sus primos -también obrero de la construcción- sospechó que algo le había ocurrido.

El primo de Pedro entró a la bodega y lo encontró debajo de los sacos de cemento; de inmediato, le gritó a sus compañeros para que se acercaron a ayudarlo. Levantaron los sacos y pidieron ayuda a los servicios de emergencia.

Los paramédicos llegaron minutos después, pero ya encontraron sin signos vitales a Pedro.

Pedro trabajaba en una capilla del fraccionamiento Montecarlo, en la calle 32 por 19.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios