Expresidente de Cataluña irá a juicio 'por desobediente'

Se le acusa de impulsar un referéndum independentista pese a que había sido prohibido por el Tribunal constitucional de España.

ENVÍA
  • Compartir por whatsapp
Artur Mas desafió al Estado Español al impulsar una consulta sobre la separación de Cataluña. (Archivo/AP)

Artur Mas desafió al Estado Español al impulsar una consulta sobre la separación de Cataluña. (Archivo/AP)

Agencias
BARCELONA, España.- El ex presidente de Cataluña, Artur Mas, será juzgado por organizar en 2014 una votación simbólica sobre la independencia de esta región española, un aviso para su sucesor Carles Puigdemont que prometió un referendo vinculante en un año.

En el auto de apertura del juicio oral publicado este jueves, el juez instructor de Barcelona, José Francisco Valls, entiende que Mas podría haber cometido delitos de desobediencia grave y prevaricación al impulsar esta consulta el 9 de noviembre de 2014 que había sido prohibida por el tribunal Constitucional, informa Milenio con datos de AFP.

A pesar de esta prohibición, la consulta se celebró igualmente gracias al impulso del gobierno y a la colaboración de miles de voluntarios independentistas. Unos 2.3 millones de personas votaron sobre un censo aproximado de 6 millones y un 80 por ciento apostaron por la secesión.

Según el juez instructor, Mas "articuló una estrategia de desafío completo y efectivo a la suspensión acordada por el Tribunal Constitucional" siendo "plenamente consciente de que con ello quebrantaba el obligado acatamiento" a este tribunal.


Cooperadoras

Junto al ex presidente catalán (2010-2016), para quien la fiscalía reclama diez años de inhabilitación para cargos públicos, se sentarán como "cooperadoras necesarias" su vicepresidenta Joana Ortega y la responsable de Educación de su gobierno, Irene Rigau.

Ortega fue la responsable del dispositivo electoral mientras que Rigau permitió la apertura de escuelas para convertirse en centros de votación. La fiscalía reclama para ellas nueve años de inhabilitación.

Los tres, que estaban siendo investigados desde finales de 2014, serán juzgados en el Tribunal Superior de Justicia de la región.

El juez instructor, en cambio, acordó archivar el presunto delito de malversación, que querían incluir las acusaciones particulares reclamando hasta seis años de prisión para Mas.

También está siendo investigado el entonces portavoz del ejecutivo, Francesc Homs, aunque su caso lo lleva el Tribunal Supremo por ser diputado en el Congreso español.

DEJA UN COMENTARIO:

Tu E-Mail no será mostrado.
Lee nuestras políticas de comentarios,
políticas de privacidad y términos y condiciones.