North Carolina

'Matthew' provoca el desborde del río Lumber

Las autoridades de North Carolina desconocen la magnitud del desastre que dejó el huracán.

ENVÍA
  • Compartir por whatsapp
Un soicorrista alza un perro rescatado de la inundación provocada por el huracán 'Matthew' en Lumberton, North Carolina. (AP/Mike Spencer)

Un soicorrista alza un perro rescatado de la inundación provocada por el huracán 'Matthew' en Lumberton, North Carolina. (AP/Mike Spencer)

Agencias
LUMBERTON, North Carolina.- Bomberos voluntarios en camiones con ruedas enormes avanzaban en medio de las inundaciones, después que las lluvias torrenciales del huracán Matthew provocaron el desborde del río Lumber en la planicie costera de North Carolina.

Pasando frente a una morgue, tiendas y hogares en una zona inundada de Lumberton, se sumaron a alguaciles y equipos de socorristas llegados de lugares tan distantes como Nueva York para tratar de rescatar a mil 500 personas que quedaron atrapadas cuando las aguas del río penetraron en construcciones y subieron escaleras.

De acuerdo con The Associated Press, los equipos de rescate trabajaban en el este de North Carolina mientras las aguas continuaban su avance arrollador hacia el Océano Atlántico. Se pronosticó que al menos tres ríos alcanzarán alturas récord, algunos de ellos apenas el viernes.

La media decena de hombres de la población vecina de Rayham pasaron unas 10 horas del lunes en su camión, generalmente destinado a combatir incendios de maleza en este rincón rural cenagoso del sureste de North Carolina. Transportaban a lugar seguro a la gente en botes inflables o de pesca con los que se cruzaban en la calle principal del vecindario.


El huracán Matthew mató a medio millar de personas en Haití y al menos 23 en Estados Unidos, casi la mitad de esa cifra en North Carolina. Había por lo menos tres desaparecidos.

Además de 14 muertes atribuidas a la tormenta en North Carolina, hubo cinco en Florida, tres en Georgia y otras tantas en South Carolina, además de una en Virginia.

En Lumberton, las autoridades dijeron que un hombre fue muerto a tiros por la policía en un enfrentamiento en medio de la inundación.

Se desconocía con certeza la magnitud del desastre en North Carolina, donde miles de viviendas sufrieron daños y la inundación ponía en peligro a muchas más.

Los socorristas todavía no han llegado a los autos sumergidos ni saben precisamente cuánta gente está desaparecida o muerta, dijo la directora de emergencias local, Stephanie Davis.

"Hace 28 años que estoy aquí", dijo Chavis. "Parece ser el peor que he visto en mi carrera".

DEJA UN COMENTARIO:

Tu E-Mail no será mostrado.
Lee nuestras políticas de comentarios,
políticas de privacidad y términos y condiciones.