23 de Marzo de 2017

Riviera Maya

Empresarios aseguran algo, trabajadores dicen lo contrario

La violencia sigue afectando negocios de vida nocturna en Playa del Carmen.

Dueños de negocios aseguran que no hay afectaciones por violencia en Playa del Carmen, sin embargo, los presentes afirman lo contrario.

Octavio Martínez/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q.Roo.- Aunque los dirigentes empresariales niegan afectaciones en los negocios locales del giro de vida nocturna, los encargados de dichos comercios exponen que desde principios de año que comenzó la ola de violencia han tenido bajas considerables.

En entrevista con encargados, comentaron que hasta en los fines de semana tienen que cerrar temprano por poca afluencia. Las zonas donde ha decaído la ocupación es en la avenida Primera Norte, del tramo de la Constituyentes a la calle 28, puntos donde aún el año pasado era común observar alta llegada de turismo a dichos establecimientos.

También te puede interesar: Apuestan $22.4 millones a la educación

“Hemos visto como ha bajado considerablemente la cantidad de parroquianos en las noches, ya no es lo de antes, el último jalón fuerte fue a principios de enero, pero desde que pasó lo del Blue Parrot todo ha venido a la baja”, declaró Oscar Guzmán, encargado de conocido bar en la calle 28, vía que popularmente es nombrada como la ‘bajada a playa Mamitas’.

Tan solo en un recorrido el pasado viernes por la noche se pudo constatar como negocios aledaños a la Quinta Avenida y donde aún en 2016 era frecuente la demanda de estos sitios por parte de la población local, ahora lucen semi-abandonados.

“Tenemos que cerrar temprano y tenemos entendido que se ha tenido que despedir gente en otros sitios, aquí afortunadamente todo sigue igual, vamos a esperar que la Semana Santa pinte mejor”, externó Johnny Quezada, trabajador de un bar en la avenida Primera Norte.

Atribuyen que el principal factor que pudo alejar a los parroquianos fue el trágico suceso que ocurrido en enero pasado en el bar Blue Parrot. Asimismo mencionan que los turistas prefieren quedarse en sus mismos hoteles por la noche y la población local convivir en sus hogares.

Aunque por otro lado, también mencionan que la mala situación económica ha permeado en varios sectores playenses. María Elena Mata Pineda, presidenta del Consejo Coordinador Empresarial, ha reiterado que  la situación violenta, no ha repercutido en los comercios turísticos.

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios