Agencia
CALIFORNIA.- Un roedor provocó que un vuelo de la aerolínea Alaska Airlines que se dirigía de California a Oregon fuera cancelado para que un grupo de control de plagas se hiciera cargo de aniquilar al animal. los pasajeros fueron reubicados.

De acuerdo con el portal Univisión, una rata descubierta en el interior de un avión de Alaska Airlines en el aeropuerto de Oakland, en el norte de California, obligó a la cancelación de un vuelo que estaba a punto de despegar el martes, informaron las autoridades aeroportuarias y la aerolínea.

También te puede interesar: Fuertes nevadas afectan a varios países de Europa

El roedor entró desde el túnel de acceso hacia el interior de la aeronave alrededor de las 8:30 am, forzando a la evacuación de 110 pasajeros del vuelo 915, cuyo destino era Portland, Oregon. El despegue estaba programado para las 9:15 am y se canceló poco después del mediodía.

Por este incidente, se buscaron vuelos alternos para reembarcar a los pasajeros y algunas personas debieron esperar hasta la mañana de este miércoles para viajar a su destino.

"Un avión de Alaska Airlines que salía del aeropuerto internacional de Oakland fue cancelado hoy (martes) debido a informes de un ratón en la cabina del avión", informó Keonnis Taylor, portavoz del aeropuerto. "Los 110 pasajeros del vuelo están siendo acomodados según corresponda en vuelos de Alaska Airlines desde los aeropuertos de San Francisco y San José", agregó.

La aerolínea dijo que contrató a una compañía de control de plagas para hacerse cargo de la aeronave.

"El avión está actualmente fuera de servicio", indicó Alaska Airlines en un comunicado. "Volverá a operar una vez que un exterminador profesional certifique que no tiene roedores. El avión también será inspeccionado minuciosamente para garantizar que no se haya producido ningún daño", añadió.

Ginger Hintz, una de las pasajeros del vuelo 915, contó al diario The Mercury News que el piloto les comunicó que la rata entró al avión cuando la tripulación abrió la puerta de acceso. "Le pregunté al capitán, 'si sometemos a una votación y aceptamos el riesgo de volar con ella ¿aún podríamos volar?'", contó Hintz en tono de broma. "El piloto dijo que no lo quería alrededor de sus pies. Tal vez tenía una fobia".