Agencia
Ciudad de México.- Desde hace mucho tiempo, Adela Noriega está en paradero desconocido, al menos para el público, cuando en 2008 se despidió del mundo de la interpretación, tras protagonizar junto a Eduardo Yáñez la exitosa telenovela "Fuego en la sangre". Desde entonces, la actriz mexicana se ha mantenido completamente alejada del foco mediático.

Hace unos días, comenzó a circular con fuerza un rumor en redes sociales que aseguraba que Noriega padece un cáncer y que por eso no había regresado a encabezar un melodrama, a pesar de las ofertas que habría recibido para ello, informa el portal People en Español.

También te puede interesar: Se queda fuera de proyectos de Televisa la actriz Mayrín Villanueva

El ‘rumor’ comenzó a propagarse rápidamente por los diferentes medios de comunicación, generando gran preocupación entre los seguidores de la actriz, quienes se preguntaban si esta ‘noticia’ tenía veracidad o se trataba de un chisme.

Aunque no fue Adela quien salió a desmentir la información, una amiga de la intérprete, la directora mexicana de telenovelas Mónica Miguel, quien trabajó con Noriega en "María Isabel" (1997), "El manantial" (2001) y "Amor real" (2003), puso un alto a los rumores.

“No creo, los medios luego a veces dicen muchas cosas, a veces ciertas y a veces no (...) Debe estar bien"

“No creo, los medios luego a veces dicen muchas cosas a veces ciertas y a veces no, pero no, debe estar bien porque dicen que lo malo siempre se sabe”, declaró.

"Es de mucha familia, es una chica muy amorosa que se dedicó a sus hermanitos. A lo mejor publican cosas que no sean ciertas para ver qué pasa y deseo con todo mi corazón que no sea verdad", añadió.

Aunque hay varios perfiles de Instagram que se hacen pasar por la actriz, lo cierto es que Noriega no tiene presencia en las redes sociales.

La última vez que la protagonista de "Amor real" se dejó fotografiar en un acto público, fue en junio de 2009, cuando acudió a un evento de música en California, al que también asistió como invitado el actor y cantante, Pablo Montero.