Agencia
ESTADOS UNIDOS.- Nada queda de la tierna imagen de bailarín con la que se dio a conocer al mundo en 'Billy Elliot' el actor Jamie Bell. Ahora el intérprete luce un aspecto de tipo duro, con el cuerpo cubierto de tatuajes, y con bastante kilos de más, para su nuevo papel en 'Skin'.

La cinta trata sobre la historia real de Byron Winder, un joven que nació en na familia de supremacistas blancos de la que intentó escapar gracias a una mujer, interpretada por Danielle McDonald, que le ayudará a cambiar, aunque no resulte nada fácil.

También te puede interesar: Confirma Gloria Trevi su divorcio: Entérate porqué

Durante una entrevista para el medio IndiWire, el actor ha asegurado que el cambio físico fue muy duro: "Nunca he pesado tanto en mi vida, soy increíblemente delgado, solamente el hecho de intentar engordar fue muy difícil". Desde luego la imagen habla por si sola.

El intérprete se sometió a un cambio radical para conseguir este aspecto. Dientes artificiales, cabeza rapada, lentillas de colores y unos tatuajes que ha tenido que mantener en ocasiones, para continuar con el rodaje, y que han sido la parte más dura de su día a día: "A veces, durante el fin de semana, estaba dando una vuelta por Kingston, Nueva York, con todos estos tatuajes visibles. Es raro, porque la gente no te mira a ti, piensan que están viendo a un monstruo".

Aunque en un principio Bell se pensó bastante si realmente quería interpretar este papel, el actor confirmó que la realidad de la historia le llevó a aceptar el rol: "Hay una urgencia y una inmediatez en esta película que hizo que no me pudiera quedar sentado y pensar sobre ello. Está ocurriendo ahora y debemos hacerla inmediatamente".

A pesar de que largometraje fue presentado en el Festival de Cine de Toronto, todavía continúa a la espera de encontrar algún distribuidor para su estreno.

Con información de Antena 3.