Agencias
CIUDAD DE MÉXICO.- Cada día más involucrado en el equipo que en los consultorios o clínicas, el dentista Heimir Hallgrimsson es el director técnico que llevará a la selección de Islandia a disputar su primera Copa del Mundo en Rusia.

 También te puede interesar: Chivas podría indemnizar a Almeyda: se encuentran en negociación

Nacido el 10 de junio de 1967, Hallgrimson festejará sus 51 años el próximo 16 de junio cuando el combinado europeo haga su debut oficial en una competición de este tipo y ante la Argentina del astro Lionel Messi.

Hallgrimsson fue un futbolista profesional del equipo de su país IBV, con el que comenzó su carrera de estratega, pero en la rama femenil, donde logró una copa.

Hallgrimsson fue un futbolista profesional del equipo de su país IBV. 

Su andar como técnico estuvo entre la categoría femenil y varonil, hasta que en 2011 fue designado segundo entrenador de la selección de Islandia, la cual estaba bajo las órdenes de Lars Lagerback.

La selección islandesa dio muestras de su evolución en la fase clasificatoria al Mundial de Brasil 2014, aunque quedaron en el camino tras perder con Croacia, pero cuatro años después tuvieron su revancha, ya solo con Hallgrimsson en el banquillo.

Y aunque sabe que los rivales del Grupo D son favoritos sobre Islandia, el timonel confía en el trabajo en equipo y que sus pupilos se conocen a la perfección para buscar una sorpresa más, ahora sobre Argentina, Nigeria y Croacia.

 Otro hecho: Liverpool busca reemplazar a su portero: quiere al del Barcelona

El Liverpool solventó tras la final de la Champions League que la necesidad de fichar un portero de primer nivel es la mayor urgencia que afronta el club y el nombre de Jasper Cillessen regresó al primer plano, siendo el holandés del FC Barcelona, la opción principal que se baraja en Anfield Road.

En el Camp Nou se conoce que el suplente de Ter Stegen lleva tiempo en la agenda del club inglés y aunque se mantiene la postura firme de considerarle intransferible y remitirse a su cláusula de rescisión,cifrada en 60 millones de euros, la postura del propio guardameta podría variar este escenario, siempre y cuando fuera él mismo, en primera persona, quien solicitase un traspaso que ya no se contempla imposible, informa el portal ESPN.