Agencia
Ciudad de México.- El dolor de pies es muy común cuando pasas mucho tiempo de pie, tienes sobrepeso, durante el embarazo, o simplemente, si te lesionaste por el movimiento excesivo al hacer ejercicio, informó el portal de noticias Milenio.

La fascia plantar es un tejido elástico que se extiende del talón a los dedos y tiene una función esencial al caminar, pues mantiene el arco del pie, absorbe el impacto de cada pisada y previene que los dedos no se flexionen de más. Su inflamación se conoce como fascitis plantar y provoca un dolor intenso a lo largo del pie y en el talón.

También te puede interesar: Zapatos estrechos influyen en la malformación de los pies: IMSS

Consejos para evitar el dolor y disminuir la inflamación

Para prevenir que esto te suceda practica estos ejercicios, que darán alivio al dolor y te ayudarán a que la inflamación disminuya.

Rueda una pelota de tenis o una botella con agua congelada con la planta de tu pie. Le darás un masaje a tu pie y relaja la zona. Dedica un minuto a cada pie.

Dobla una toalla a lo largo y ponla en tu pie, a manera de cuerda, después estira el pie y jala los extremos de la toalla para ejercer presión en la parte media de la planta. Mantén la posición unos segundos y relaja tu pie. Repite con el otro pie.

Realiza estiramientos con el pie, o bien, date un masaje con una pomada desinflamatoria.

Si el dolor en el talón es frecuente, te conviene acudir a un podólogo para que te haga un estudio de la pisada y te recomiende un calzado adecuado que prevenga la inflación de la fascia plantar. Si el problema es crónico, tal vez te recomiende fisioterapia; los casos extremos pueden requerir cirugía.