Agencia
ESTADOS UNIDOS.- Un video que circula en redes sociales muestra el momento en que una mujer arroja café a un mexicano contratado para reparar fallas, dentro de un edificio de departamentos en la ciudad de Los Ángeles, California.

El ataque se registró la semana pasada, cuando Miguel Ángel Sánchez y su compañero Jesse, arribaron a Fox Hills Drive en Century City. Pese a contar con el control del garage del lugar y una llave, una residente del complejo los confrontó y se plantó a la entrada del edificio para evitar su ingreso, informa La Vanguardia.

Fue en ese momento que Miguel Ángel sacó su celular y comenzó a grabar la discusión entre su compañero y la mujer, identificada como Rhonda Michelle Polon, quien después de llamar "espaldas mojadas" a los paisanos, tomó el vaso de café que cargaba en su mano para lanzarlo en contra de Sánchez.

También te puede interesar: Lanzan video de policía que mata a migrante mexicano en EU

"Raza, me aventaron café en la cara, en el cuerpo, porque la señora no nos dejó entrar a trabajar en el que dice que es su edificio. Cómo ven, discriminación total porque somos mexicanos, porque trabajamos en esto y porque nos vemos así", señaló en un video posterior al ataque, publicado también en su cuenta de Facebook.

Tras la agresión con café, otro vecino del edificio sale y acusa a los trabajadores de robarle su bicicleta y amenaza con golpearlos. En la grabación se escucha al propio Sánchez advertir que en cualquier momento dejará el celular para liarse a golpes con el racista, pero prefiere mantener la calma y esperar a que llegue la policía.

"Oye homie, ustedes se robaron mi maldita bicicleta. Quieres jo... conmigo, no lo hagas, te voy a noquear. Maldito espalda mojada", dice un extasiado hombre en bata.

El altercado terminó cuando el vecino que contrató a los connacionales arribó al lugar para exigir explicaciones. De acuerdo con uno de los agredidos, agentes de la policía de Los Ángeles se presentaron minutos después para tomar las denuncias correspondientes, pero Sánchez declinó de presentar cargos formales por temor a perder su empleo