Agencia
WASHINGTON.- La administración de Trump reconoció que hay progresos en la cooperación con México en materia de seguridad y dio a conocer que la secretaria de Seguridad Interna (DHS), Kirstjen Nielsen, mantiene diálogo con sus colegas mexicanos para lograr nuevos acuerdos bilaterales.

Por otro lado, la Casa Blanca aseguró este lunes que está preparando una nueva propuesta de ley sobre inmigración.

"El Departamento de Seguridad Nacional está trabajando con la Casa Blanca (...) en otro paquete legislativo para cerrar los vacíos legales que son tan perniciosos y peligrosos en el sistema migratorio estadunidense”, expresó un alto funcionario de la Casa Blanca, que pidió el anonimato, en una conferencia de prensa telefónica.

También te puede interesar: Trump anuncia salida de las tropas en Siria

"Llevamos varios meses hablando de esto, de que queremos acabar con los vacíos legales para que podamos tener un sistema migratorio legal en ambos lados de la frontera", agregó.

Al respecto, evitó dar detalles sobre el contenido de ese plan y no aclaró si podría incluir una solución para los miles de jóvenes indocumentados protegidos de la deportación por el programa migratorio DACA.

"Paquete legislativo para cerrar los vacíos legales que son tan perniciosos y peligrosos en el sistema migratorio estadunidense”

El citado funcionario de la Casa Blanca insistió en que DACA es un imán para los inmigrantes indocumentados que tratan de ingresar ahora en EU, porque genera en ellos la impresión de que el gobierno es indulgente.

Sin embargo, ninguno de esos indocumentados recién llegados pueden acogerse a DACA, dado que, además de no aceptar ahora nuevas inscripciones, el programa tenía un alcance limitado y únicamente beneficiaba a aquellos que hubieran residido en EU desde 2007.

La fuente insinuó que podría contener los puntos que la Casa Blanca enumeró en octubre pasado como prioritarios en cualquier reforma migratoria.

Entonces, el gobierno del presidente Donald Trump abrió la puerta a proteger a los beneficiarios de DACA, pero también exigió obtener fondos para construir el muro en la frontera con México, agilizar la expulsión de menores centroamericanos, contratar a más agentes fronterizos y limitar la concesión de visas mediante un sistema de méritos.

Con información de Excélsior.