Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- La actriz y cantante Ivonne Montero dijo no creer que el asesinato de Fabio Melanitto, su ex esposo y padre de su hija, haya sido producto de un ajuste de cuentas.

De acuerdo con Vanguardia MX, Montero declaró esta tarde en conferencia de prensa: "No lo creo, era una persona que le gustaba el trabajo. No consumía nada, apenas y tomaba".

Montero comentó al inicio de la charla que no se ha borrado el tatuaje que Melanitto y ella se hicieron cuando estaban enamorados, pues para ella representa su "época de amor, de ilusión, de cosas bellas".

También te puede interesar: ¡Wow! Thalía cumple uno de sus sueños, conoce a...

"No era matón, no era asesino ni ratero", añadió más adelante.

Dijo que para ella Melanitto sólo fue un padre que no estuvo.

Cuando le preguntaron qué haría si lo tuviera de frente señaló que le diría que "siempre hay tiempo para arreglar las cosas, que el pasado te puede matar, pero que si hay voluntad las cosas se pueden hacer".

Además mencionó que si Melanitto se hubiera acercado a ella para ver a su hija Antonella ella le habría dado otra oportunidad, aunque no como pareja.

Melanitto fue integrante de la banda Uff! y fue asesinado el pasado 15 de agosto en calles de la Ciudad de México.

Manolo Torres, manager de Fabio, reveló que fueron cuatro disparos los que recibió en la cabeza el cantante. Los hechos ocurrieron al salir de su domicilio en la colonia Narvarte de la delegación Benito Juárez.

Fabio, de 33 años, era originario de Venezuela y en sus redes sociales había anunciado recientemente que él y los otros integrantes de la banda, surgida a finales de los 90, estaban trabajando para un posible reencuentro.