Agencia
PUEBLA.- Debido a la extrema violencia con la que se perpetró el crimen, la Fiscalía General del Estado investiga como doble feminicidio el asesinato de una madre y su hija en Palmarito Tochapan, junta auxiliar de Quecholac, el pasado 13 de diciembre.

En entrevista con Página negra, el fiscal Víctor Carrancá Bourget señaló que una de las líneas de investigación señala si un conocido o un familiar realizó ambos asesinatos, esto debido a que la puerta de la casa no estaba forzada, informa Sin Embargo.

"Es un hecho muy desafortunado en el que fueron privadas de la vida dos mujeres, madre e hija. En un principio hay faltante de diversos objetos lo que nos pudiera indicar un robo. Sin embargo tenemos una línea de investigación que el responsable podría ser un conocido de ellas", explicó Carrancá.

También te puede interesar: Violentan a las mujeres por su imprudencia: cardenal

El 13 de diciembre, los cadáveres de Librada y Ana Karen fueron encontrados amarrados de pies y manos al interior de la casa ubicada en el Barrio de San Juan, en la 5 Oriente y la 6 Sur en Palmarito.

El titular de la dependencia, señaló que originalmente se planteó como un robo pues faltaban objetos dentro de la casa de Librada, de 44 años, y su hija Ana Karen, de 14.

Tras asistir al último informe de labores de Roberto Flores Toledano, el magistrado presidente del Tribunal Superior de Justicia, Carrancá explicó que el hecho de que hayan sido degolladas y la violencia con la que fueron asesinadas, revela que se trató de un doble feminicidio.

El fiscal detalló que aún no se confirma que además hayan sido atacadas, pues se esperan pruebas periciales al respecto.

"Todavía no tenemos los resultados completos. De principio pareciera que no, estamos esperando algunos estudios para descartarlos", agregó el fiscal.