Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- Gracias a un video selfie una joven salvó de ser drogada en un concierto al sur de Francia. Según un video que fue compartido en Facebook, una joven de cabello rubio registró el preciso momento en el que un sujeto vierte una sustancia en su vaso.

En las imágenes se observa a una joven grabándose junto a su amiga cuando de repente un sujeto vestido de negro se acerca y vierte en su vaso escopolamina, una droga conocida popularmente como burundanga.

También te puede interesar: ¿Será? Ratas se comen 540 kilos de marihuana de la policía

El sujeto, quien también lleva puesta una gorra y gafas oscuras, se encontraba a unos metros de las dos jóvenes cuando decide acercarse cuando una de ellas empieza a grabar su celular. En el video se ve que la joven no se percata automáticamente del incidente.

Según fuentes de la policía francesa, la joven llegó a notar aquel intento de drogarla y entregó el video como prueba a la policía para presentar la denuncia. El hombre fue identificado y detenido.

La escopolamina o burundanga es un somnífero que se le administra usualmente a una persona para robarle, se obtiene de mezclar diferentes tipos de narcóticos, entre ellos, la escopolamina, un relajante extremo.

El resultado es un polvo que anula la voluntad de la persona que lo ingiere, siendo muy usada por ladrones y violadores.

En casi todos los casos, las víctimas acaban cayendo en un profundo sueño y no recuerdan apenas nada al despertar. Sin embargo, en esta ocasión la joven realizó una denuncia y entregó el vídeo, donde por suerte se podía identificar al autor del delito. Según las mismas fuentes, en cuanto se el hombre fue identificado fue detenido.

Con información de El Comercio y HuffPost Mexico.