Agencia
ESTADOS UNIDOS.- Hace unos días Samsung presentó en la ciudad de Nueva York su nuevo smartphone de gama alta conocido como Galaxy Note 9, un smartphone cuya versión más completa alcanza un precio de $30,000 MXN, sin embargo, este parece que no será el equipo más caro de la empresa, pues todo indica a que este puesto se lo llevará el nuevo Galaxy X, su primer smartphone plegable o de pantalla flexible.

Mucho se ha hablado del Galaxy X, el cual parece que será presentado en el CES de las Vegas en enero de 2019, y su Presidente de Negocio Móvil, DJ Koh, ha mencionado más detalles sobre este dispositivo y el próximo Galaxy S10, detalles que han generado grandes expectativas para los próximos teléfonos de Samsung, indica el portal de noticias Unocero en su sitio web.

También te puede interesar: Xiaomi encabeza la lista de los teléfonos que emiten más radiación

(Foto: Contexto/Internet)

Y es que según un reporte de ZDNet, durante la pasada presentación del Galaxy Note 9, DJ Koh dio información en exclusiva para algunos medios internacionales sobre el futuro Galaxy X, y el Galaxy S y Note 10.

No son pocos los que piensan que el Galaxy X es un experimento que en caso de no ser exitoso Samsung quitará del mercado, sin embargo, la fuente menciona que Samsung pensó en el Galaxy X como una nueva familia, y no solo como un dispositivo experimental, es decir, si su idea fuera probar únicamente con un dispositivo, pues jamás hubieran iniciado el proyecto, por lo que no importa cual sea el éxito del Galaxy X, existirá como mínimo una segunda generación.

Otro detalle importante es que DJ Koh ha dejado muy claro que el Galaxy S10 no será el primer smartphone de la firma en incluir tecnología 5G, y aunque tampoco ha dicho que será el Galaxy X, es probable que así sea, pues la empresa mencionó hace meses que sus primeros smartphones con esta tecnología llegarían en 2019.