Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- La madrugada del sábado, Víctor Emmanuel Fierro Benítez y su compañero Jesús Martínez Reyes -policías encargados de cuidar la estación del Metro Tacubaya- escucharon el llanto de una mujer al exterior de las instalaciones.

De acuerdo con información de Excélsior y la página de Facebook 'Operaciones Especiales México', los agentes encontraron sentada en las escaleras a Carmen N, de 25 años cargando a su bebé de 9 meses en brazos.

También te puede interesar: Rescatan a menor torturado por secuestradores en Ecatepec

La mujer dijo que su esposo y amigos de él decidieron abandonarla afuera de la estación pues venían de una fiesta y querían seguir celebrando. Cuando ella no aceptó, los hombres decidieron dejarla afuera del acceso poniente para que en cuanto abriera la estación -6 de la mañana- ella pudiera regresar a casa.

En cuanto los jóvenes se retiraron y la dejaron a su suerte, ella comenzó a llorar de impotencia y miedo por estar en una zona peligrosa con su hija a las 3 de la mañana.

Cuando los policías escucharon la increíble historia, pidieron autorización a sus jefes para que la mujer ingresara y permaneciera en la estación hasta la apertura.

Amablemente los oficiales le dieron una silla para que se sentara y le brindaron una cobija para cubrirse del frío.

En otros hechos

Alejandro Gómez Sánchez, fiscal general de justicia del Estado de México, informó del rescate de un menor que fue privado de su libertad en julio, en el municipio de Ecatepec; estuvo en cautiverio por 18 días y la falange de uno de sus dedos fue mutilada por los secuestradores.

Los hechos ocurrieron el 22 de julio pasado, cuando el niño se encontraba junto con su familia en un centro religioso de la comunidad de San Carlos, municipio de Ecatepec, cuando un grupo de hombres armados ingresó al inmueble y despojó a todos los asistentes de sus pertenencias.