Agencia
India.- En la India, una mujer de 65 años falleció tras ser brutalmente linchada por un grupo de aldeanos cuando fue confundida con una secuestradora de niños. Varios familiares que acompañaban a la sexagenaria resultaron gravemente heridos, informa The Times of India.

El incidente se produjo el pasado 9 de mayo en la localidad de Tiruvannamalai (Tamil Nadu), en el sur de la India, cuando Rukhmani y sus cuatro parientes iban en un coche desde otra ciudad hacia un templo en peregrinación.

 "Se volvieron violentos y lanzaron golpes y patadas sin piedad"

También te puede interesar:Linchan a ex oficial de la Guardia Nacional de Venezuela

De acuerdo con el portal de noticias RT, en un momento se detuvieron para pedir indicaciones a una mujer acompañada de sus nietos, y la anciana decidió conversar con ellos y repartir algunos chocolates. Sin embargo, su acción despertó alarma entre los locales, que iniciaron un interrogatorio.

La familia decidió continuar su camino, pero más adelante los abordaron decenas de aldeanos. Su vehículo fue apedreado, los capturaron y fueron golpeados al ser confundidos con una banda del área dedicada a la trata de personas. Luego de "más de una hora", la Policía rescató a los turistas, que ingresaron a un hospital donde se confirmó la muerte de Rukhmani. Fueron capturados 33 hombres y 10 mujeres.

Los informes señalan que las víctimas eran oriundas de otra localidad, y una de ellas tenía nacionalidad malasia. Esta última intentó explicar la situación mostrando su pasaporte y licencia de conducir, pero los lugareños estaban demasiado enojados para escuchar. "Se volvieron violentos y lanzaron golpes y patadas sin piedad", aseguró otro de los heridos.

Matan a cinco 'brujas' en la India

Cinco mujeres fueron asesinadas a golpes en el este de India por docenas de aldeanos que las acusaron de practicar brujería y las culparon por una serie de desgracias en la aldea, dijo la policía.

Los habitantes de la aldea Kinjia en el estado de Jharkhand arrastraron a las mujeres de sus casas y las golpearon con palos y varas de hierro, informó un subinspector de la policía en Ranchi, la capital de Jharkhand.

Los atacantes culparon a las mujeres de varios accidentes y desgracias sufridos por los aldeanos, incluida la muerte de un infante a principios de la semana en Kinjia, declaró Singh.