Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- La tarde del sábado un perro pitbull atacó a niños que jugaban en las fuentes danzantes de la "Plaza Benito Juárez", ubicada en la explanada de la delegación Iztacalco, fueron atendidos por paramédicos, mientras que policías buscan al dueño del can.

De acuerdo con Excélsior, policías de la Brigada de Vigilancia Animal (BVA), que arribaron al lugar del incidente para resguardar al can, lo trasladaron al Hospital Veterinario de Iztapalapa, donde se mantiene bajo observación en espera de la localización de su dueño, que hasta el momento no lo ha reclamado.  

También te puede interesar: ¿Debes hablarle a tu perro con voz de bebé?

Los hechos ocurrieron la tarde del pasado sábado 31 de marzo alrededor de las 15:00 horas en la explanada de la delegación Iztacalco. "Estábamos jugando en las fuentes danzantes cuando de repente escuchamos gritos y al voltear y querer correr, me resbalé y me mordió", indicó Pedro, un estudiante de 16 años.

En tanto que uno de los elementos de la Policía Auxiliar de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), identificado como R. Hernández quien que se hallaba en el lugar al momento de la agresión indicó a Excélsior "Estábamos en nuestro turno, cuando escuchamos gritos y vimos como el perro atacaba a varios niños”.  

"A mi hijo le mordió el brazo, sé que todos los niños están en casa por las mordidas, pero a mí lo que me preocupa es saber, ¿quién es el dueño del animal? y fincar una responsabilidad por dejar suelto al perro. Son razas que por su naturaleza atacan, imagínese mordió a siete niños, de milagro están vivos, y la verdad, pudo ocurrir una tragedia, sostuvo vía telefónica, Roberto Jiménez, padre de uno de los menores lesionados. 

De acuerdo con el parte informativo, los policías se percataron de un pitbull mestizo, que atacaba a varios menores en las fuentes danzantes de la “Plaza Benito Juárez”, ubicada en la avenida Té y avenida Río Churubusco, colonia Ramos Millán, por lo que de inmediato aseguraron al animal.

"Mi hijo se encuentra estable, aunque creo que lo llevaré a un psicólogo, pues no quiere salir a la calle por el miedo de encontrarse otro perro y que lo ataque. Mi hijo fue vacunado y necesita estar en observación” dice María Eugenia Jiménez, madre de otro menor. 

Policías de la Brigada de Vigilancia Animal (BVA), arribaron al lugar para resguardar al can, bajo los protocolos de contención animal, y lo trasladaron al Hospital Veterinario de Iztapalapa, donde se ha mantenido en observación, en espera de la localización de su dueño, que hasta el momento no lo ha reclamado.