Agencia
CHIHUAHUA.- Unos 150 rescatistas de la Cruz Roja y Protección Civil trabajan en la búsqueda de siete mineros que se encuentran desaparecidos, después del derrumbe de un muro de la presa de jales, de la mina Río Tinto, en Cieneguita de Trejo, del municipio de Urique.

De acuerdo con televisa.news, en un comunicado el gobierno de Chihuahua, informó que el accidente ocurrió la mañana del lunes, cuando colapsó el muro de contención, en un sitio donde había trabajadores de la mina.

También te puede interesar: ‘Napo’ Gómez Urrutia, un cartucho quemado: líder minero

Según Protección Civil se busca a siete personas que se reportan como desaparecidas. Además, otros dos trabajadores resultaron heridos y fueron trasladados a un Hospital de la ciudad de Chihuahua.

Personal operativo de Protección Civil, rescatistas de la Cruz Roja y los equipos médicos y de rescate de la mina de Palmarejo del municipio de Chínipas, continúan trabajando para rescatar a los trabajadores desaparecidos a lo largo de 12 kilómetros.

Se informó que en el lugar se encuentran personas de la Dirección Nacional de Emergencias de la Coordinación Nacional de Protección Civil y 2 de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, encabezados por un subsecretario federal.

De igual manera, se espera la presencia de personal de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente y de la Dirección de Minas, para evaluar las afectaciones ecológicas.

Por instrucciones del gobernador Javier Corral, quien visitó la zona del accidente en la mina Río Tinto, se estableció una mesa de atención permanente para las familias de los mineros desaparecidos y se realizaron trabajos para garantizar que el derrame de residuos de la presa de jales no llegue hasta el río Tubares, ni afecte a la población del municipio de Urique.

Luego de los trabajos de búsqueda de los siete desaparecidos en los que intervienen 150 rescatistas de distintas corporaciones, la Coordinación Estatal de Protección Civil reportó el hallazgo de un cuerpo que no ha sido identificado.

El análisis forense del cuerpo se lleva a cabo en la Fiscalía Zona Occidente, ubicada en Ciudad Cuauhtémoc. En cumplimiento al protocolo, se inició el proceso de toma de muestras de sangre de familiares de los desaparecidos para realizar las correspondientes pruebas genéticas.

Los dos heridos que fueron hospitalizados en la ciudad de Chihuahua, se reportan como estables.

El gobernador ordenó como prioridad la búsqueda de los desaparecidos en horario continuo y sin descanso, por lo cual, de los 150 rescatistas en la zona, 80 están en activo y otros 70 en reserva para realizar el relevo. En la zona trabajan rescatistas de distintas corporaciones y diferentes municipios, incluso llegó apoyo de Choix y de El Fuerte, Sinaloa.

El Gobierno del Estado proporcionó hospedaje y atiende a las familias en un hotel del poblado de Cieneguita de Trejo, en donde quedaron comisionados para dar respuestas inmediatas, un grupo de funcionarios encabezado por el secretario de Desarrollo Municipal de Gobierno del Estado, Víctor Rodríguez Guajardo, en coordinación con la recaudadora de rentas Elizeth González Aguirre.

En el encuentro con el gobernador Javier Corral, las familias de los mineros pidieron que se realice una investigación de responsabilidades sobre los hechos y el mandatario respondió que así se hará.

El mandatario fue informado en el lugar sobre los trabajos se derivación que se realizaron en el cauce que siguió el derrame de los residuos, para evitar que los lodos avanzaran hasta el río Tubares.

Luis Cuauhtémoc Guerra Chacón, coordinador Estatal de Protección Civil señaló que los lodos se detuvieron a 6 kilómetros de distancia del río e informó que ningún asentamiento está en riesgo.

Explicó que no existe problema de contaminación en la zona por el tipo de residuos que se presentan como espumas en un sistema de flotación y que ya fueron contenidos con las tareas de derivación.