Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- Aunque la selección de Escocia no clasificó para el Mundial Rusia 2018, los escoceses anunciaron cuatro partidos amistosos de preparación rumbo a la justa mundialista, donde está incluido uno ante México, mismo que se llevará a cabo en el Estadio Azteca.

La Asociación Escocesa de Futbol emitió este domingo un comunicado de prensa donde se medirá a tres selecciones mundialistas, tanto en la fecha FIFA de marzo como en la de mayo-junio, como preparación para la Liga de las Naciones de la UEFA 2018, publicó el portal de Televisa.

También te puede interesar: Si México supera cuartos de final, será imparable en Rusia

Por su parte, la Federación Mexicana no confirmó de forma oficial el duelo, pero sí dio a conocer que Escocia se perfila como rival.

“La Federación Mexicana de Fútbol ha preparado un partido de despedida de la afición, antes de partir a Rusia, con un rival de primer nivel: Escocia. El encuentro ante los escoceses será el sábado 2 de junio en la cancha del Estadio Azteca, recinto que ha vivido las hazañas más grandes de los verdes y que es la casa de nuestro combinado nacional. El acuerdo existe y solo falta cerrar algunos detalles para concretar la fiesta de despedida de la Selección Nacional de México”.

México será su rival el próximo sábado 2 de junio en el Estadio Azteca, lo que significaría la despedida del Tri de la afición de nuestro país previo al Mundial Rusia 2018.

“Estamos encantados de haber asegurado una oposición tan emocionante para nuestros partidos y estoy deseando que el equipo continúe en su actual trayectoria ascendente. Estoy seguro de que nuestros fanáticos disfrutarán de sus viajes a Hungría, Perú y México y estarán ansiosos por una revancha largamente esperada contra Costa Rica”, dijo Stewart Regan, directivo escocés.

Además del partido ante la Selección Mexicana el 2 de junio, Escocia se medirá ante Costa Rica el 23 de marzo, Hungría el 27 de marzo y Perú el 29 de mayo. El duelo ante los incas también será en suelo rival, en Lima.

Este duelo será el primer partido en la historia entre México y Escocia.