Agencia
ESTADOS UNIDOS.- Elon Musk se enfrentó ayer a la junta anual de accionistas de Tesla, de donde salió ratificado como CEO por una gran mayoría pese a estar quemando dinero a espuertas en los últimos meses en un intento por conseguir alcanzar la meta de fabricación de 5.000 Model 3 mensuales, un objetivo que ve "probable" conseguir a finales de mes.

De acuerdo con el portal Hipertextual, este punto ha sido el que más críticas le ha valido y la razón por la cual tomase el mando de la producción, pues llegar a la meta propuesta es clave de cara a unos accionistas que ya no tienen paciencia para observar más demoras en los planes originales. Planes que también pasen por el piloto automático de los coches, una de las cualidades que ha estado en el foco de atención de manera reciente debido a los numerosos accidentes en los que se han visto envueltos vehículos de Tesla que conducían en el momento de la colisión con el modo de conducción autónoma.  

También te puede interesar: Pagan más por el mismo consumo de energía en Bacalar

En este sentido, Musk aprovechó la reunión para dar algunas pistas también acerca del Autopilot, cuya versión 2.0 tendría que llegar pronto con un viaje inaugural que cruzaría Estados Unidos de costa a costa sin interacción humana al volante. El CEO dice ahora que Tesla comenzará a ofrecer pruebas gratuitas del mismo, que actualmente tiene un valor de varios miles de dólares si se quiere añadir al coche.

La anécdota la dejó la afirmación rotunda por parte de Musk en la que aseguraba que Tesla jamás fabricaría motos eléctricas, uno de los campos de acción en los que se había rumoreado que podría entrar en el futuro. En un momento en el que la movilidad eléctrica está en boga, no parecía descabellado que los planes de la compañía pasaran también por este tipo de vehículos. 

Musk, no obstante, tuvo una mala experiencia conduciendo una moto en el pasado cuando, con 17 años, casi fue atropellado por un camión. Desde entonces, Musk tiene cierta aversión hacia este tipo de vehículos y, mientras la compañía permanezca bajo su dirección, jamás fabricará y distribuirá motos.