Agencia
ESTADOS UNIDOS.- Los animales de apoyo emocional son un recurso terapéutico recomendado por algunos médicos y psicólogos para ayudar a pacientes que padecen cierto tipo de afecciones psíquicas o cognitivas. El vínculo afectivo que construyen con ellos les sirve de contención para afrontar distintos desafíos.

Para muchas personas fóbicas, viajar en avión puede ser un trastorno muy difícil de sobrellevar. Así que no es extraño que aborden los vuelos acompañadas por estas mascotas especiales, informa el portal Infobae.

Lo que impactó a los pasajeros que estaban el sábado en el Aeropuerto Internacional de Newark, en Nueva Jersey, fue ver a una joven que, en vez de tener un perro o un gato como animal de apoyo, tenía un pavo real. Con el ave sobre el hombro, se presentó ante el mostrador de United Airlines.

También te puede interesar: Aeropuerto de Nueva York reanuda vuelos tras la tormenta

Lamentablemente para ella, la compañía le comunicó que no podría subirse al avión con su mascota, así que debió regresar a su casa. "No cumplía con los requisitos para estar en la cabina por diferentes razones, incluyendo su peso y su tamaño. Se lo explicamos a la cliente en tres ocasiones distintas antes de que fuera al aeropuerto", afirmó United ante la consulta de NBC News.

La aerolínea sostuvo que sabe de las necesidades de muchos pasajeros y dijo que por eso tiene un protocolo para aceptar animales de apoyo en sus vuelos. Sin embargo, hay algunas especies que no se pueden admitir.

En ese punto, cuentan con el aval del Departamento de Transporte de los Estados Unidos, que habilita a las empresas a excluir animales que sean demasiado grandes o pesados y que puedan entorpecer el normal funcionamiento del avión.

Declararon que están centrados "en proveer un servicio conveniente y cómodo a nuestros clientes. Sabemos que hay clientes que necesitan el soporte emocional de un animal en su viaje". Pero recuerdan que necesitan la documentación médica con al menos 48 horas de antelación.