Milenio Digital
CIUDAD DE MÉXICO.- Con 24 años de carrera, seis equipos en su trayectoria, dos títulos de Liga y tres Copas del Mundo con la Selección Mexicana, además de ser campeón de la Confederaciones de 1999, Óscar Conejo Pérez pondrá fin a su carrera profesional al terminar el Clausura 2017.

Por cierto, es el único jugador en la historia del futbol mexicano en haber jugado una final de Copa Libertadores (con Cruz Azul ante Boca Juniors) y también de Copa América (2001), perdida contra Colombia.

En entrevista con Mediotiempo, Pérez Rojas reveló que el próximo torneo será el último en su carrera y buscará terminar su exitosa y longeva trayectoria con otro título de Liga.

“Yo creo que sí va a ser así, a menos que pase algo extraordinario, pero no creo. Creo que es momento (del retiro) y trataré de cerrar lo mejor posible; va a tener mucha más participación Alfonso Blanco porque tenemos la Concachampions”, señaló el cancerbero.

'El Conejo' se despedirá como guardameta profesional pero además de querer irse como campeón de Liga, buscará dejar un legado bajo los tres palos de la portería tuza, por lo que su compromiso será perfilar a Alfonso Blanco y al joven Alain Estrada en los próximos seis meses.

“Está Blanco que ha madurado muchísimo, anda muy bien. Estamos trabajando conjuntamente para que el día de mañana él pueda ya tomar esa responsabilidad. Los chavos que vienen atrás vienen empujando bastante bien y duro.

“Esa es una de mis ideas, de mis compromisos, el buscar que haya ese material humano, yo creo que es el último torneo que voy a jugar y ojalá que lo pueda llevar a cabo, que se queden los compañeros, hay material para que puedan ir saliendo y puedan cubrir bien el puesto”, afirmó el Conejo.

Del 2016 que ya agoniza, Óscar hizo un balance positivo, ya que fue un año inolvidable porque luego de 19 años volvió a levantar un título, tras vencer con Pachuca a Rayados en la final del Clausura 2016. El Conejo fue parte del último título de Cruz Azul en el Invierno 1997.

“Este año fue inolvidable, un año extraordinario hacia mi persona y hacia el club con mis compañeros al poder lograr un campeonato. Mientras esté activo no me voy a conformar, siempre voy a buscar ser el mejor, siempre ganar, colaborar con mis compañeros en lo que pueda, ya sea adentro o fuera de la cancha, ojalá que podamos empezar bien el torneo con el pie derecho, que el equipo sea protagonista y de ahí vendrán más objetivos”, finalizó.