Agencia
ESPAÑA.- El Real Madrid y Robert Lewandowski han llegado a un principio de acuerdo para que el goleador del Bayern sea jugador blanco la próxima temporada. El pacto ha llegado tras una serie de reuniones entre el nuevo mánager del crack polaco, el israelí Pini Zahavi, y José Ángel Sánchez, la mano derecha del presidente Florentino Pérez. Han quedado establecidos los puntos básicos del futuro contrato con el Real Madrid que debería ser para dos años con un tercero prorrogable, mejorando ostensiblemente la ficha que tenía en el club bávaro.

Florentino Pérez ha decido amarrar a Robert Lewandowski a la espera de ver como evolucionan los contactos con Neymar, aunque el ‘pai’ ya le comunicó al presidente blanco, en su reciente reunión, que deberían volver al plan inicial de tratar de fichar al ex barcelonista en el 2019, porque esta temporada ni el Paris Saint Germain, sobre todo, el jeque de Qatar, tal como informó MD, están dispuestos a prescindir de su estrella y no por una cuestión de dinero o deportiva, sino de índole político.

Robert Lewandowski llevaba tiempo en la agenda del Real Madrid, pero las innumerables reuniones que habían mantenido con su anterior manager, el también polaco Cesary Kucharski (le representó durante diez años), no habían llegado a buen puerto. Por el contrario, renovó su contrato con el Bayern hasta junio de 2021. Por eso mismo, Robert Lewandowski decidió fichar a Pini Zahavi, para que le sacara de Munich y le llevara a un equipo con aspiraciones y poder firmar su último gran contrato.Han negociado con el Paris Saint Germain, Arsenal y Chelsea, pero el jugador, a sus 29 años tenía claro que quería jugar en el Bernabéu.

Como curiosidad, Robert Lewandowski fue recomendado por Jose Mari Bakero, cuando el actual integrante del cuerpo técnico del Barça, entrenaba al Lech Poznan polaco. Costaba entonces 4,5 millones. Fue el Borussia Dortmund quien lo ficghó gracias al ojo de su director técnico Michael Zorc.

Apuesta firme

El Real Madrid ha apostado por Robert Lewandowski porque no ve nada clara la posibilidad de hacerse con los servicios de Harry Kane, el sueño de Florentino Pérez, ante la intransigencia del presidente del Tottenham, Daniel Levy que se niega a traspasar a su estrella, más en esta nueva temporada en que estrenarán estadio. El polaco es más asequible y es un goleador contrastado.

Tampoco han querido esperar a conocer si va a seguir en el banquillo del Real Madrid, Zinedine Zidane o va a llegar otro técnico. En el caso del francés podrían ‘compensarle’ con el fichaje de Eden Hazard (Chelsea). Entre los sustitutos de Zizou ha cobrado ventaja Joachim Löw, el actual seleccionador de Alemania, porque Mauricio Pochettino parece decidido a seguir en el Tottenham y cumplir su contrato. Massimiliano Allegri sigue siendo el ‘tapado’. En todo caso, el futuro de Zidane va directamente relacionado con la Champions League y el éxito final del Real Madrid.

La única duda que plantea el fichaje de Robert Lewandowski (que sustituiría a Karim Benzema) es que Cristiano Ronaldo juega ahora prácticamente de ‘nueve’ y prefiere seguir con el delantero francés a su lado, antes de que el club fiche a un delantero centro y goleador como es el polaco del Bayern. Pero Florentino Pérez quiere reforzar al equipo y no está por sentimentalismos. Faltará ver que hacen con Gareth Bale al que le buscan acomodo en la Premier League para aligerar la masa salarial y hacer caja para los numerosos fichajes que quiere hacer el presidente blanco.