Agencia
Ciudad de México.- Roger Federer ha marcado época en el tenis, no solo por su buen juego sino también por su estilo en la cancha y, durante un partido benéfico ante Andy Murray, el suizo dio de qué hablar al ponerse una tradicional falda escocesa.

"Si alguien me trae un kilt, me lo pongo", dijo el número dos del mundo en una entrevista tras el primer set, informa Medio Tiempo.

Una fan no lo pensó ni dos veces y entregó el suyo al ganador de 19 Grand Slams, que decidió usarlo para disputar algunos puntos de la exhibición ante el local, Murray. Tras utilizar la prenda, Federer la firmó y la devolvió a la aficionada para desatar la locura en la arena.

También te puede interesar:  Nadal pasa a octavos del Masters de París

Federer se llevó el primer set del encuentro amistoso, mientras que Murray se quedó con el segundo, pero los verdaderos ganadores fueron los asistentes, Unicef y la fundación Sunny-sid3up.

El suizo tuvo un espectacular regreso este año, al ganar dos Grand Slams (Australia y Wimbledon) y pelear por el número uno con su rival, Rafael Nadal, quien al final ya aseguró la cima por lo que resta de 2017. En contraste, las lesiones molestaron a Murray, quien se perdió la segunda mitad de la temporada y vio cómo los dos más grandes de esta era se comían el pastel cuando ya todos los daban por acabados.

Murray, quien inició el año como número uno y se mantuvo ahí hasta el 20 de agosto, espera volver a la competencia en el Abierto de Australia en enero próximo.