Agencia
Ciudad de México.- El antibiótico claritromicina (de marca Biaxin) podría aumentar el riesgo a largo plazo de problemas cardíacos y muerte en los pacientes con enfermedad cardiaca, según las autoridades de salud de EE. UU.

Como resultado, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU., una agencia federal, dijo el jueves que recomienda que los médicos sopesen cuidadosamente los beneficios y los riesgos del fármaco antes de recetarlo a pacientes con problemas del corazón.

La agencia dijo que su advertencia se basa en un estudio de seguimiento de 10 años con pacientes de enfermedad cardiaca coronaria. El estudio encontró un aumento inesperado e inexplicado en las muertes en los pacientes con enfermedad del corazón que tomaron claritromicina durante dos semanas y a quienes se dio un seguimiento de un año o más, informó El Debate.

También te puede interesar: Razones por las que no debes automedicarte antibióticos

Pero un especialista en el corazón dijo que vale la pena hacer caso de este tipo de advertencia.

"Es importante que los profesionales de la salud y los farmacéuticos identifiquen las interacciones potenciales entre los medicamentos y eliminen los errores de emisión de recetas para prevenir este riesgo", comentó el Dr. Marcin Kowalski, director de electrofisiología cardiaca en el Hospital de la Universidad de Staten Island, en la ciudad de Nueva York.

La FDA dijo que añadió una nueva advertencia sobre este aumento en el riesgo de los pacientes cardiacos, y que aconseja a los médicos que piensen en recetar otros antibióticos a esos pacientes. La agencia añadió que seguirá monitorizando los informes de seguridad de los pacientes que toman claritromicina.

El antibiótico se utiliza para tratar muchos tipos de infecciones que afectan a la piel, los oídos, los senos nasales, los pulmones y otras partes del cuerpo.

Los médicos deben hablar con sus pacientes cardiacos sobre los riesgos y los beneficios de la claritromicina y de los tratamientos alternativos. Si los médicos recetan claritromicina a pacientes con enfermedad cardiaca, deben informar a esos pacientes de las señales y los síntomas de los problemas cardiovasculares, planteó la FDA.