Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- Numerosos estudios han demostrado que existe una relación entre la salud emocional y la física. El estado de ánimo y las relaciones personales impactan más que solo la mente.

De acuerdo con información del portal de ciencia y tecnología Muy Interesante, un grupo de investigadores analizaron la salud de 479 mil 54 personas socialmente aisladas en el Reino Unido. Las pruebas médicas de los participantes demostraron que aquellos en soledad son mucho más propensos a sufrir de problemas cardíacos.

También te puede interesar: Descubren 'nuevo órgano' en el ser humano, el intersticio

El estudio, publicado en el diario científico Heart, demostró que las personas aisladas o solitarias tienen mayor probabilidad de padecer un infarto agudo de miocardio (IM). La soledad también incrementa el riesgo de morir en pacientes que ya se encuentran en una situación cardíaca delicada.

Además, otros estudios han demostrado que la falta de interacción social incrementa en un 20% la posibilidad de desarrollar una enfermedad coronaria (CAD) y 32% de sufrir un infarto.

Según la American Sociological Association, las relaciones sociales benefician al sistema inmunológico, mejoran las funciones cardiacas, el sistema endócrino y reduce la carga alostática, que es el desgaste del cuerpo producido por exceso de estrés.

Así que rodearte de personas que tienen los mismos intereses o de familiares tiene un impacto no solo en tu estado de ánimo, sino que también mejorará tu salud.

Otro estudio

A pesar de que ahora más que nunca nos sentimos conectados a través de redes sociales, un nuevo estudio encontró que la soledad debería ser considerada como un problema de salud pública, y que podría ser más mortífera que la obesidad.

"Estar conectado a otros socialmente está considerado como una necesidad humana fundamental, crucial para el bienestar y la supervivencia. Ejemplos extremos demuestran que los niños que carecen de contacto humano no sobreviven, y de hecho, el aislamiento social ha sido usado como una forma de castigo ", dijo en un comunicado Julianne Holt-Lunstad, profesora de psicología de la Universidad Brigham Young, quien llevó a cabo la investigación.

Los investigadores de Estados Unidos examinaron 218 estudios que incluían los efectos del aislamiento social sobre la salud.

Encontraron que las personas solas tenían un 50% mayor riesgo de una muerte temprana, en comparación con aquellos que tenían una vida social más activa. En comparación, las personas obesas tienen un 30% de posibilidades de morir antes de los 70 años.

El diario británico The Telegraph informó que Gran Bretaña es la "capital de soledad" de Europa, ya que sus habitantes son los que menos tienen probabilidad de conocer a sus vecinos y crear lazos de amistad fuertes, según un estudio.

El año pasado, autoridades de Reino Unido dijeron que la soledad debe ser tratada como un "problema de salud importante", y la organización de caridad Age UK dijo que es un problema que "destroza la vida" de más de un millón de personas mayores.