Agencia
TAIWÁN.- El tribunal superior de Taiwán ha ordenado a un dentista que le pague a su madre alrededor de 744 mil dólares, como reembolso por el dinero que ella gastó al criarlo y educarlo.

La corte confirmó el martes un fallo anterior en el que el hombre de 41 años, identificado por su apellido, Chu, debía honrar un contrato que firmó con su madre hace 20 años, en el que prometía reembolsarle el dinero, informa el portal Infobae.

La demandante, cuyo apellido es Lo, se divorció de su esposo en 1990 y crió a sus dos hijos por su cuenta.

También te puede interesar: Pronostican un 'ciclón bomba' en Estados Unidos

Lo, preocupada porque nadie la cuidara cuando fuera mayor, firmó los contratos con sus hijos después de que ambos cumplieran 20 años, estipulando que debían pagarle el 60% de la ganancias netas de sus ingresos.

La madre acusó a sus hijos de ignorarla después de que ambos iniciaran nuevas relaciones, diciendo que sus novias incluso le enviaron cartas a través de sus abogados exigiéndole que no "molestara" a sus hijos, según informes locales.

Presentó la demanda hace ocho años, cuando se negaron a cumplir los contratos. Finalmente, su hijo mayor acordó pagarle 170 mil dólares para resolver el caso.

Su hijo menor alegó que el contrato violaba las "buenas costumbres", dado que criar a un niño no debía medirse en términos financieros, y acudió a los tribunales en contra de su madre.

Lo apeló ante el tribunal supremo luego de que una corte inferior fallara a favor de su hijo. Finalmente, la corte suprema consideró que el contrato era válido porque Chu era un adulto cuando lo firmó, y que como dentista era capaz de pagarle a su madre.