Agencia

VERACRUZ.- La bronca que protagonizaron las barras de Veracruz y Pumas, previo al partido inaugural del torneo Apertura 2018, dejó un saldo de 32 personas detenidas y remitidas al Ministerio Público.

El Torneo Apertura 2018 abrió con una mala nota en las inmediaciones del Estadio Luis “Pirata” Fuente, y es que la afición de los Tiburones Rojos apedreó un autobús de la porra del cuadro universitario, cuando llegó al inmueble donde esta noche se inaugura una nueva temporada de la Liga MX.

También te puede interesar: “Me quedo en París, tengo un contrato”: Neymar

En un comunicado de prensa, la Liga MX informó que diversas corporaciones policiacas, luego de detener el conflicto iniciado por integrantes de la porra local, fueron puestas a disposición del MP para la realización de las averiguaciones y procedimientos judiciales.

 “En la parte exterior del estadio un grupo de aficionados del Club Visitante fueron agredidos por seguidores del Club Local".

“Dicha agresión fue por medio del lanzamiento de diversos proyectiles a los transportes en que se desplazaban los aficionados del Club Universidad Nacional, quienes descendieron del autobús para encararse y provocar una pelea. La intervención de las diversas fuerzas de seguridad en las afueras del inmueble se dio de manera inmediata, conteniendo el altercado y deteniendo a responsables”.