Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- El Juez Décimo de Distrito de Procesos Penales Federales con sede en Chilpancingo, Guerrero, auto de formal prisión en contra de Jorge “N”, "El Japonés", ex integrante de Los Beltrán Leyva por los delitos de delincuencia organizada y secuestro.

De acuerdo con información del portal de noticias Excélsior, Jorge "N" fue detenido el pasado 12 de enero en un edificio de avenida Paseo de Reforma 222 por elementos de la Agencia de Investigación Criminal (AIC).

También te puede interesar: Cae 'Higashi', miembro del cártel de los Beltrán Leyva

La Procuraduría General de la República (PGR) lo vincula con dicha organización criminal, relacionada con al menos tres eventos de secuestro, entre los que se encuentra el de un diputado local en Guerrero.

Jorge “N” fue detenido por su probable responsabilidad en la comisión de los delitos de cohecho, uso de documento falso y violación a la Ley de Instituciones de Crédito; en ese momento, también fue asegurado un maletín con dinero en efectivo, documentación falsa, tarjetas bancarias y un equipo de radiocomunicación.

La detención 

Elementos de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), de la Procuraduría General de la República (PGR), detuvieron en la Ciudad de México Jorge “N”, alias “Higashi”, encargado del trasiego de heroína de Guerrero hacia los Estados Unidos para el cártel de Los Beltrán Leyva.

Según las investigaciones del gobierno federal, tenía vínculos en Guerrero dedicados a la producción y siembra de amapola. Además, mantenía contacto con organizaciones delictivas del estado de Sinaloa, informa el portal de noticias Vanguardia.

Las áreas de inteligencia tienen identificado que, en 2012, “Higashi” perteneció a la agrupación de “Los Rojos”, como segundo al mando de Leonor Nava Romero, “El Tigre”, líder de dicha organización delictiva en la entidad guerrerense y detenido por autoridades federales en mayo de 2014.

Otra de las líneas de investigación del gobierno federal, es que el detenido fue el encargado de ordenar el homicidio de dos policías federales en el poblado El Ocotito, en Chilpancingo, en agosto de 2013.