20 de Septiembre de 2018

Chetumal

Conservan la tradición del pib en Carrillo Puerto

En la zona maya se mantienen el cocinar platillos regionales en el horno de tierra.

El horno de tierra puede alcanzare hasta 200 grados Celsius y se esparcen rocas que sirven como parrilla. (Jesús Caamal/SIPSE)
El horno de tierra puede alcanzare hasta 200 grados Celsius y se esparcen rocas que sirven como parrilla. (Jesús Caamal/SIPSE)
Compartir en Facebook Conservan la tradición del pib en Carrillo PuertoCompartir en Twiiter Conservan la tradición del pib en Carrillo Puerto

Jesús Caamal/SIPSE
FELIPE CARRILLO PUERTO, Q. Roo.- La tradición y cultura maya aún vive en sus usos y costumbres de la gente de la Zona Maya y parte de la entidad quintanarroense, trazado a través de la educación y la sabiduría.

Uno de los muchos legados que dejaron es el tradicional “Pib” (Hueco de fuego u horno de tierra), elemento indispensable para el guiso y sazón de frutos propios del campo, como el dulce de calabaza, macal, camote, yuca, entre otras, también la preparación de  comidas tradiciones como los tamales de frijol, venado, jabalí, por mencionar algunas.

También te puede interesar: Preparan eventos para impulsar al sector gastronómico

El “Pib” es una palabra maya que significa “Horno de tierra”, al igual que su aspecto lingüístico y su preparación son propios del mundo prehispánico. Su elaboración se basa en cavar un hueco en el suelo del tamaño que se considere, se cubre con leños, por encima se le coloca piedras y posteriormente se le enciende fuego.

Al consumirse en su totalidad, aviva el hueco al igual que la piedras ocasionado que obtengan una temperatura de más de 200 grados centígrados, el cual en su interior, las rocas se esparcen de manera proporcional; una vez hecho, sobre ello se coloca lo que se tenga que preparar, después se le cubre con la misma tierra.

Con el paso del tiempo, el tradicional horno aguantó varias generaciones, pasó ante la conquista, la colonización española y llegar hasta la época contemporánea, sin embargo, conservó sus mismas características de realización, únicamente tuvo variación en los tipos de guisos que la misma gente realizaba.

Es decir, que se incorporó el “relleno negro, cochinita, lechón, pibi pollo”, por mencionar algunos de los platillos que de cierta manera también se han vuelto ícono de la civilización maya contemporánea de la Península de Yucatán, que comprende Campeche, Yucatán y Quintana Roo. 

Dentro de las comunidades indígenas de Felipe Carrillo Puerto aún se puede observar la efectuación de esta esta tradición, en sus usos cotidianos para la elaboración de sus alimentos en sus hogares, para convivios familiares y fiestas del pueblo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios