17 de Noviembre de 2018

Deportes

'Checo' Pérez cumple 25 años, viviendo una etapa madura en la F1

El piloto mexicano iniciará su segunda temporada con Force India con un mejor monoplaza pero la presión de sumar más puntos.

Checo llegó a Force India tras un año para el olvido en McLaren. (Foto: Archivo/AP)
Checo llegó a Force India tras un año para el olvido en McLaren. (Foto: Archivo/AP)
Compartir en Facebook 'Checo' Pérez cumple 25 años, viviendo una etapa madura en la F1Compartir en Twiiter 'Checo' Pérez cumple 25 años, viviendo una etapa madura en la F1

Agencias
MÉXICO, DF.- Sergio Pérez llega a su quinto año en Fórmula Uno con el semblante diferente, una etapa de optimismo y estabilidad que le pueden permitir dar ese paso a mejores cosas que desde hace tiempo promete, pero por diversas circunstancias no puede concretar.

Los cuatro años anteriores han sido de un intenso aprendizaje en el que ha pasado de todo, sin embargo, sólo le falta conquistar la bandera a cuadros y aunque ha podido compartir la gloria en el podio, también sufre la incertidumbre de que una mala temporada pueda hacer peligrar su permanencia en la categoría.

El mismo “Checo” lo admite, hace bastante que no tiene noches tranquilas para pensar y motivarse en lo que viene, una alegría más para celebrar sus 25 años cumplidos este 26 de enero.

No obstante, parece que la suerte vuelve a sonreírle para cumplir esa promesa del automovilismo que tanto ilusionó a México a su llegada, en 2011, a la máxima categoría tras 30 años sin tener un mexicano compitiendo.

Inicios

Su paso fue un proceso largo y de maduración desde la base del kartismo, que incluyó un subcampeonato en la Copa México y el tercer puesto del Reto Telmex en 2002, además de ser líder en los campeonatos de la Shifter 125cc.

Luego vino un ascenso progresivo, en el que dejó buen sabor de boca en el campeonato en que se paraba, un podio y top-10 en la Fórmula BMW alemana en 2006, campeón más joven de la F3 Británica con 17 años, con un total de 14 poles, 14 victorias, 19 podios y 20 top-5.

Cuarto lugar en la F3 Británica Internacional con cuatro victorias y siete podios, también convenció en la GP2 Asia Series y an la GP2 Main Series, donde tuvo el subcampeonato de 2010 y ahí fue cuando dio el salto a la Fórmula Uno, con el equipo Sauber. Su sueño estaba en marcha, pero no concretado.

Debút en F1

El mexicano debutó en los puntos con un sexto lugar que hubiera impresionado, de no haber sido porque una posterior medición del alerón trasero lo descalificó al incumplir las especificaciones, un trago amargo que, aun así, lo motivo pues dejó claro que podía estar ahí.

Esa temporada dejó claro que podía dar más y así fue para 2012, pues apenas iniciaba el año cuando se subió al podio en una espectacular carrera bajo lluvia, que todavía recuerdan los fanáticos, pues cerca estuvo de quitarle la victoria al español Fernando Alonso sino es porque en las últimas vueltas, Pérez se salió en una curva.

Ese año subió otras dos veces más al podio y entonces McLaren se fijó en él para ser el sustituto del británico Lewis Hamilton, campeón del mundo en 2008. La decepción para “Checo” fue no encontrarse con un coche a la altura, tal vez había sido el peor monoplaza construido por la marca en 30 años.

Lo cierto es que el equipo tuvo la peor temporada de su historia, los cambios tenían que venir para pagar los platos rotos, y de último momento se decidió que Pérez no continuaría.

Con el fin de la temporada 2013 cerca, había pocos movimientos que hacer, así que sus patrocinadores tuvieron que moverse rápido para no dejarlo sin asiento.

Solo dos posibilidades existían: Lotus, en el que había poco interés por el mexicano, o Force India, equipo chico que sin duda significaría un retroceso luego de pasar por McLaren para subirse al VJM07, aunque con un panorama prometedor.

Los dos se necesitaban mutuamente, Sergio Pérez representó una oportunidad de contar con un piloto de calidad, temerario y capaz, con buenas cualidades en lluvia, además, por supuesto, de una buena inyección de capital por parte de sus patrocinadores, mientras para el mexicano era la oportunidad de seguir en competencia.

Force India fue un equipo donde no tenía tanta presión de la prensa, menos reflectores y sí la libertad para trabajar en el monoplaza, el cual prometía bastante, pues había estado en desarrollo ya desde hacía un tiempo. Su primer año no decepcionó y un podio valió para firmar la mejor temporada de la escudería.

Un año más

El “matrimonio” se extendió otro año más y el equipo llega mejor preparado tecnológicamente con cambios que esperan concretar en los segundos tests rumbo a la temporada 2015, en Barcelona.

Así, “Checo” tiene un segundo sueño, una nueva oportunidad de hacer las cosas bien y convencer para tener la oportunidad de llegar a un equipo que le dé opciones al campeonato.

Y sí, “Checo” está contento, durante su visita a México lo demuestra y se deja arropar por los suyos, hoy más que nunca tiene múltiples razones para sonreír este 26 de enero.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios