25 de Septiembre de 2018

Deportes

Chivas golea 4-1 al Atlas y está en semifinal

Con un disparo raso, uno globeado y un recorte el jugador del Rebaño Sagrado hace la diferencia en la vuelta de los cuartos de final.

Con el 4-1 sobre Atlas, Chivas de Guadalajara clasifica a la semifinal del futbol mexicano. (hoyenelfutbol.com)
Con el 4-1 sobre Atlas, Chivas de Guadalajara clasifica a la semifinal del futbol mexicano. (hoyenelfutbol.com)
Compartir en Facebook Chivas golea 4-1 al Atlas y está en semifinalCompartir en Twiiter Chivas golea 4-1 al Atlas y está en semifinal

Agencias
GUADALAJARA, Jalisco.- Con un Marco Fabián de la Mora en plan de jugador grande y un juego que se interrumpió por invasión de campo, Guadalajara mantuvo intacto el orgullo y humilló al Atlas, al derrotarlo 4-1 (global 4-1), para así amarrar su pase a semifinales del Torneo Clausura 2015.

El elemento surgido de las fuerzas básicas del “Rebaño Sagrado” fue la gran figura al marcar tres goles, a los minutos cinco, 16 y 39, además de Omar Bravo, al 54. 

Es apenas la segunda vez en su carrera que consigue tres goles en un solo partido, pero primera vez en liguilla.

Juan Carlos Medina, informa Notimex, había logrado el empate momentáneo, al siete, en este duelo de vuelta de cuartos de final de la Liga MX, disputado en el estadio Jalisco.

La rivalidad más allá de lo deportivo entre Tomás Boy y Marco Fabián, que se acrecentó en las últimas horas, se resolvió donde se debe, en la cancha, donde el jugador de Guadalajara se olvidó de ser ese elemento que aporta poco y cuando quiere, para convertirse en el guía de Chivas hacia semifinales.

Desde los primeros minutos

El show del campeón olímpico en Londres 2012 comenzó muy temprano, apenas al minuto cinco, en un pésimo rechace del argentino Walter Kannemann a la entrada del área, el cual, sin dudarlo, Marco Fabián prendió de derecha con un disparo fulminante pegado al poste izquierdo.

La “Furia Rojinegra” no quería morirse de nada, no tan rápido en el juego, y logró el empate en una jugada a balón parado, en la que el colombiano Aldo Leao Ramírez cedió a la entrada del área a Juan Carlos Medina, quien prendió un derechazo pegado al poste para poner el 1-1, al minuto siete.

Los de casa necesitaban otro gol para equilibrar la balanza a su favor, pero también una defensa más sólida, algo que no pudo corregir en el trámite del juego y que le costó ser eliminado.

Un balón perdido en la salida de los locales le permitió a Marco Fabián tomar un esférico adelante de medio campo y, ante la complacencia de Luis Venegas, llevó el balón hasta las afueras del área, de donde sacó un “chanflazo” impresionante al ángulo superior izquierdo, al minuto 16.

De una nueva pérdida de balón por parte de los pupilos de Tomás Boy se generó el tercer tanto de Chivas, en un desborde por derecha de Raúl López que mandó un centro al área, donde Fabián controló, se quitó muy fácil a Enrique Pérez y de zurda la puso a poste contrario, para poner el 3-1, al minuto 39.

Tomás Boy mueve sus piezas

Obligado a marcar tres goles para pensar en semifinales, Tomás Boy movió sus piezas, algo que ya había hecho en el primer tiempo con la salida de Luis Venegas y el ingreso de Édgar Castillo, pero para el complemento sacó a Kannemann e ingresó a Juan Pablo Rodríguez, pero no en su posición, sino más retrasado.

Estos cambios no fueron asimilados por la zaga rojinegra, que vio cómo cualquier posibilidad de remontada se esfumaba al minuto 54, en un cabezazo dentro del área por parte de Omar Bravo, que era el 4-1 lapidario.

Con su gol, Bravo ya está a solo un tanto de empatar a Salvador Reyes (122) como máximo goleador en toda la historia de Chivas.

Después de esa anotación se dieron los bochornosos hechos en los que varios aficionados ingresaron a la cancha y la barra del Atlas se enfrentó con la policía, por lo que el partido se tuvo que suspender por 20 minutos.

Reestablecido el orden, el balón volvió a correr, pero ya todo estaba escrito, Chivas regresa a una semifinal tras cuatro años de no hacerlo, mientras Atlas cumplirá 64 años sin título y Tomás Boy seguirá como un técnico que sabe salvar a equipos del descenso, pero que desconoce lo que es ser campeón.

El arbitraje estuvo a cargo de Francisco Chacón, quien tuvo una regular labor. Amonestó a Jorge Enríquez (23) y Miguel Ponce (47) por la visita.

Alineaciones:

Atlas.- Federico Vilar, Luis Venegas (Édgar Castillo, 29), Walter Kannemann (Juan Pablo Rodríguez, 50), Enrique Pérez, Juan Carlos Valenzuela, Juan Carlos Medina, Aldo Leao Ramírez, Rodrigo Millar (Alfonso González, 83), Daniel Álvarez, Luis Caballero y Martín Barragán. DT Tomás Boy.

Guadalajara.- Luis Michel, Raúl López, Carlos Salcedo, Jair Pereira, Néstor Vidrio, Miguel Ponce, Jorge Enríquez, Israel Castro, Giovani Hernández (Hedgardo Marín, 83), Marco Fabián de la Mora (Ángel Reyna, 88) y Omar Bravo (Aldo de Nigris, 85). DT José Manuel de la Torre.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios