23 de Septiembre de 2018

Deportes

Comenzó en el boxeo desde niña, ahora es monarca mundial

Yazmín Rivas Hernández, "La Rusita", pasó de la niñez a la adolescencia sobre un cuadrilátero.

La boxeadora afirma que su hija es el motor de su carrera. (foto boxaldia.com)
La boxeadora afirma que su hija es el motor de su carrera. (foto boxaldia.com)
Compartir en Facebook Comenzó en el boxeo desde niña, ahora es monarca mundialCompartir en Twiiter Comenzó en el boxeo desde niña, ahora es monarca mundial

Agencias
MÉXICO, D.F.- Su paso de la niñez a la adolescencia fue sobre un cuadrilátero al convertirse en profesional a los 13 años de edad y ahora es reconocida como la "Mejor Boxeadora del Año" por la Federación Internacional de Boxeo (FIB).

Yazmín Rivas Hernández, conocida como "La Rusita", concedió una entrevista a Notimex donde habló de sus inicios en el deporte de los puños, ser de la pioneras del boxeo femenil y sobrellevar la vida como madre soltera de la pequeña Yazmín Daniela, de cuatro años de edad.

Originaria de Torreón, Coahuila, y radicada en Gómez Palacio, en la comarca lagunera, Yazmín sobresale en el boxeo por su belleza y su estilo técnico que le permitió ser premiada como "La Mejor Boxeadora del 2012" por la FIB.

Como una película, recuerda --en entrevista con Notimex-- su primer contacto con los aparatos de boxeo que tenía en su casa, peras, costales y guantes, debido a que su hermano Abel "El Ruso" Rivas fue boxeador profesional y su inspiración para incursionar en esta dura disciplina, al principio como un hobby y por eso recibió el apodo de "La Rusita".

"Este deporte no es nada fácil, se necesita mucha dedicación, es muy celoso, hay que dedicarle mucho tiempo", mencionó la coahuilense mientras su mirada se pierde en los recuerdos de su primera pelea profesional.

"Empecé en el 2001 a los 13 años de edad, mis papás Juan Rivas y María del Refugio firmaron autorización porque era menor de edad, era raro que hubiera boxeadoras y mis papás pensaron que después de una pelea me iba a retirar, pero aquí estoy como campeona mundial", comentó.

No todo fue "miel sobre hojuelas" en su trayectoria, pues "no es fácil iniciar la carrera profesional, los promotores no te voltean a ver para contratarte, tienes que ir picando piedra, luchando por lo que uno quiere".

Por inexperiencia y su edad, al principio sufrió derrotas que no la desanimaron, al contrario, fueron una motivación para seguir adelante, "fueron peleas duras, unas sí las perdí, otras sí las gane, pero me dieron fuerzas para seguir".

"Empecé en el 2001 a los 13 años de edad y mis papás tuvieron que firmar autorización porque era menor de edad"

A sus 25 años de edad y 12 dedicados al boxeo profesional, la vida de "La Rusita" Rivas dio un giro de 90 grados, ya que ahora es considerada la campeona mundial más sólida en el boxeo mexicano y acumula cinco defensas exitosas del campeonato mundial de la división gallo.

Se proclamó monarca mundial de la FIB ante la australiana Susie Ramadan en octubre de 2011 en Chetumal, Quintana Roo, por decisión, y retuvo la corona ante la argentina Soledad Matthysse, la puertorriqueña Nydia Feliciano, la venezolana Mayerlín Rivas, la mexiquense María Elena Villalobos y la japonesa Kimika Miyoshi.

En igualdad de géneros, el boxeo femenil ha crecido y es común ver que el llamado "boxeo rosa" estelariza funciones semanales y que son transmitidas en televisión a México y otros países, "nada más nos falta una paga como a los varones", se queja.

Para Yazmín llegar a la cumbre ha sido por sus sacrificios y los duros entrenamientos, pero tiene "el motor de su carrera", la pequeña Yazmín Daniela, de cuatro años de edad y a la que se dedica al cien por ciento al ser madre soltera.

"Tengo que compaginar el deporte y el hogar, siendo mamá soltera todo lo que hago es por ella, es mi motor. Mi hija sabe que salgo de la casa a pelear, me dice que le eche ganas y que gane", menciona mientras sus ojos se llenan de lágrimas.

Destaca Yazmín que la maternidad y el boxeo son compatibles, "desde que soy mamá ha cambiado mi vida en todos los aspectos, la forma de ver la vida, fui mamá y gané el campeonato mundial. Es complicado como madre soltera, veo a mi hija y todo lo hago por ella, lo difícil es cuando la dejo para venir a pelear, aunque siempre ve mis peleas por televisión me dice que le pegue fuerte a la rival. A veces me acompaña al gimnasio o a correr en la mañana".

La pequeña Yazmín Daniela sólo ha estado en dos funciones de su famosa madre, "no me gusta que esté en mis combates, son distancias largas y no me gusta que me vea pelear, mejor que me vea en la televisión".

Después de las fuertes preparaciones y de retener su cinturón mundial, regresa Yazmín Rivas a casa y es recibida por su hijita, "me da la bienvenida, me recibe muy contenta. Lo primero que me ve es la cara, si no me duele, y eso me da tristeza".

De su futuro, "La Rusita" Rivas quiere consolidarse como la mejor campeona mundial de México en la actualidad y no piensa tener más bebés por el momento, "hasta que me retire del boxeo y asegurar mi patrimonio".

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios