14 de Diciembre de 2018

Deportes

¿De estadio mundialista a prisión?

El estadio en Manaus, en el que invirtieron 275 mdd, podría convertirse en centro correccional de la pequeña ciudad.

El estadio Arena da Amazonia sólo albergará cuatro partidos del Mundial; Manaus no tiene equipos en primera o segunda división del futbol brasileño. (es.fifa.com)
El estadio Arena da Amazonia sólo albergará cuatro partidos del Mundial; Manaus no tiene equipos en primera o segunda división del futbol brasileño. (es.fifa.com)
Compartir en Facebook ¿De estadio mundialista a prisión?Compartir en Twiiter ¿De estadio mundialista a prisión?

Agencias
RÍO DE JANEIRO, Brasil.- Un estadio para la Copa del Mundo que se construye en la Amazonía brasileña quizás no se convierta en un elefante blanco. Al menos, un juez de la zona tiene una idea para utilizarlo después del torneo: un centro para procesar reos.

Según AP, Brasil utilizará 12 estadios en el Mundial del próximo año, y varios -entre ellos el que construye en Manaus- tendrán pocos usos después del campeonato.

La FIFA y las autoridades brasileñas fueron blanco de críticas en multitudinarias protestas en Brasil hace tres meses durante la Copa Confederaciones por los gastos en instalaciones para el Mundial, cuya edificación aceleró para terminarlas a tiempo.

Brasil gastará unos 3,500 millones de dólares en estadios para la Copa del Mundo, como parte de un presupuesto de unos 13,300 millones en obras de infraestructura para el torneo.

Alvaro Corado, vocero del sistema judicial del estado de Amazonas, dijo el martes a la AP que el juez Sabino Marques propuso una idea innovadora.

"Quizás, propondría al gobierno del estado de Amazonas que el estadio sea utilizado después del Mundial como un centro para procesar reos", dijo Corado, citando a Marques.

Marques también es el encargado de supervisar las cárceles del estado.

Sólo cuatro partidos

El estadio en Manaus, con capacidad para 44,000 personas, es construido a un costo de 275 millones de dólares, y sólo albergará cuatro partidos del Mundial. La ciudad de 2.3 millones de habitantes no tiene equipos en primera o segunda división del fútbol brasileño.

Otros tres estadios -en la capital Brasilia, en Cuiaba, en el suroeste y en Natal, en el noreste- también corren peligro de caer en desuso después del Mundial.

El ministro de deportes de Brasil, Aldo Rebelo, ha defendido la construcción de los estadios, y ha dicho que pueden ser utilizados como "centros para deportes y actividades no deportivas".

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios