24 de Febrero de 2018

Entretenimiento

Los Caligaris llevan el futbol y la música en las venas

La banda argentina tiene el mérito de escucharse en los estadios con varios temas, tanto en las canchas en su país como en México.

La banda originaria de Córdoba, Argentina, confesó que son fieles aficionados al futbol de su país, y se sienten felices al escuchar sus canciones en los estadios futboleros.(Foto tomada de Excélsior)
La banda originaria de Córdoba, Argentina, confesó que son fieles aficionados al futbol de su país, y se sienten felices al escuchar sus canciones en los estadios futboleros.(Foto tomada de Excélsior)
Compartir en Facebook Los Caligaris llevan el futbol y la música en las venasCompartir en Twiiter Los Caligaris llevan el futbol y la música en las venas

Agencias
CIUDAD DE MÉXICO.- Música y futbol en Argentina tienen un vínculo  comunicativo muy fuerte desde el tango, pasando por el rock y las cumbias villeras, géneros que han provocado que distintas aficiones del país sudamericano, y ahora en gran parte de Latinoamérica incluyendo México, pasen de un escenario a la cancha.

Caligaris, banda popular creada en Córdoba, Argentina, puede presumir que varios de sus temas han llegado a las diferentes tribunas tanto de su país, como ahora México, Colombia y hasta de Europa. Son 12 integrantes que tienen una identidad futbolera, que permite una convivencia armoniosa y  de espíritu pasional.

Llegar a ellos para hablar de esta firme relación entre el futbol y su otra pasión, la música, no es difícil. Martin, Agustín, Juan, Raúl, así como el resto de la banda, saben la importancia de tener fuera de altos reflectores una interacción más íntima con sus seguidores más fieles, que no les importa estar desde las ocho de la mañana, con tal de pasar un momento agradable con su banda favorita.

 “Caligaris es una banda popular, y el futbol también es parte de la cultura popular de un pueblo y me parece que por eso estamos tan relacionados nosotros con el futbol, no sólo aquí en México, Argentina y en otros países de Latinoamérica. Canciones nuestras han llegado a las hinchadas, a las torcidas como dicen los brasileños, eso nos encanta porque, imagínate, cuando uno hace una canción no se imagina nunca dónde va a llegar esa melodía”, expresa Martin Pampiglione (Hincha de River), que es acompañado por Agustín Cuadrado, otro feliz seguidor de los millonarios y trompetista de la banda que agrega: “Si ya la está cantando tanta gente y además  expresando  el amor por un equipo de futbol y la pasión que eso genera, tanto como autores como en este caso como intérpretes, es algo que nos llena mucho”.

“Será que todavía me hace feliz. Hay tantas cosas que se pueden complicar, pero antes muerto que dejar de soñar”, es parte de la letra de Kilómetros, el himno de la banda que para Juan Carlos Taleb, fervoroso Xeneize, tiene un mensaje de amor, de pasión, optimismo y de esperanza. “Antes muerto que dejar de soñar”, es la frase tatutada que  tienen los fans, dice. “Y además es importante que la gente empiece a mirar esas canciones y mensajes para adaptarlos como propios, ya sea cambiando la letra o no, y es un indicador de popularidad importante que nos gratifica”.

Va creciendo la charla y llegamos con Sencillez (Raúl), que se considera el menos futbolero de la banda,  pero se confiesa: “En realidad soy el que gana, y lo considero una virtud porque no me hago tan mala sangre como mis compañeros que sufren el domingo cuando empatan, pierden o cuando ganan, y obvio disfruto”. Y es ahí cuando explica el mensaje que Caligaris transmite: “ Si, totalmente, nosotros  defendemos determinados valores, a toda la banda en general, incluso anteriores a armar la banda, como la amistad, la familia, la alegría. Mucha gente nos pregunta cuál es el género, el estilo y nosotros decimos que es un estilo de música optimista, un poco defendemos esas banderas, llevamos ese estandarte y nos damos cuenta que la gente que nos sigue comparte la misma ideología, queremos fomentar los valores y defenderlos”.

Y como dice la letra: “tantos kilómetros que recorrí por vos”, también hay tantas experiencias como la de 2008, en Guadalajara.  “Fue el partido de vuelta de la Copa Libertadores entre Boca y Atlas, conseguí entradas para estar con la hinchada de Boca y obviamente el estadio increíble, no pararon de cantar y apoyar en el partido. México es un país que tiene  mucha gente y mucha afición, en todos los sentidos hablando de música, de futbol, así que hay como mucha oferta y demanda”, expresa Juan Carlos.

Se les pregunta: Cuando llegan a un país, sea México, Colombia, España, y los comienzan a reconocer y empiezan a unir los hilos entre ustedes y el futbol ¿Qué se siente?

“Más si es argentino, es como el primer acercamiento, a quién le vas, a River o Boca. Es divertido, porque te preguntan sobre Maradona, Messi y qué opinas; además, y soy malísimo jugando al futbol, piensan que si eres argentino juegas espectacular. Soy asquerosamente malo y una vez venimos a jugar con unos amigos a Guadalajara,  y le decían a todos menos a mí, no puede ser que Agustín sea argentino, qué mal juega, y piensan en realidad que somos buenos, aunque no en mi caso”, declara Agustín Cuadrado.

Apuesta caligari 

“¿Que cómo se viven los clásicos entre nosotros? La semana previa se vive la apuesta, bueno que vamos a apostar: un asado para todos, un kilo de helado, se da la mano y se apuesta, generalmente estamos juntos porque el fin de semana que se juega, estamos en los hoteles y nos juntamos para ver el partido o por ahí están los de Boca en una habitación y los de River en otra y se encienden (goool) y cuando termina el partido, eso es lo que tiene lo lindo del futbol, que yo te digo como lo vivimos nosotros, el que perdió se tiene que bancar las cargadas (burlas) , se tiene que pagar la apuesta y el que ganó tiene que cargar al rival porque está bien, no necesariamente se tiene que pasar a la violencia”, expresó Martín.

“Nuestro mensaje es de unión, al principio cuando veníamos a tocar mucha gente sí nos iba a ver con las playeras de los equipos, hoy en día se ponen la playera de los Caligaris, que pienso que tiene símbolo  más de unión, que va la gente más a divertirse y hay una cosa que es real, esta cosa de somos rivales no enemigos, es un poco el mensaje que hay que dar”, explica Agustín, mientras que Martín añade: “De hecho, nosotros dentro de la banda que hay más de 20 personas que viajamos por todos lados y no hay hincha de River solamente, hay de River, Boca, Belgrano, Talleres, de Racing de Córdoba”.

Poco a poco pasa el tiempo y es casi tiempo de llegar al final de esta historia en la que también incluye el circo y la cancha. La voz cantante de Los Caligaris reconoce su pasado circense, aquella época de niño en la que pertenecía al Circo de los Hermanos Muñoz, algo que en lugar de que le dé pena, le llena de orgullo.

“A mí me encantó la vida del circo, altamente recomendable. Yo vivía con mis padres en una casilla, en la otra mis abuelos, mis tíos, es como irse de gira con tu familia. Yo viví hasta los 10 años, muy linda etapa de mi vida, y hay una frase muy linda que dice: “si uno gasta un par de zapatillas en un circo, no se va más del circo, como si dices si pasas mucho tiempo en esa vida, te compra para siempre”, y añade: “de futbolista, cuando vine a Córdoba después del circo a los 10 años, 12 más o menos, jugué en Racing de Córdoba, que es el equipo, ahora estamos muy mal (3era división), pero en esa época éramos un equipazo, teníamos la oficial y la remanente del equipo que son las dos divisiones. Estábamos invictos, yo entré cuando el campeonato ya estaba avanzado en septiembre, más o menos.

“¿Qué posición jugabas, Martín?”, pregunta Agustín. “Jugaba de 14 (risas), de delantero estaba, siempre goleador, como siempre”.

¿Si Caligaris fuera equipo de futbol, cómo sería el 11 en la cancha? “Somos 12, pero la percusión sería como la defensa, la que tiene que detener todo, luego tenemos los vientos que son el mediocampo aguerrido, subiendo y bajando, y los delanteros los cantantes, los que siempre meten los goles”, expresan Agustín.

Y es que así son los Caligaris, pasión por la música, con mucho ambiente de cancha. Futboleros como pocos, que llevan en la sangre esa mezcla inseparable del futbol y la música.

(Con información de Excélsior)

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios