23 de Septiembre de 2018

Entretenimiento

Lagarto encanta a niños en Mérida

La obra teatral a cargo de la compañía de danza contemporánea Tumàka’t se presentó en los bajos del Palacio Municipal.

"El Lagarto de Humo" es una obra teatral que incluye danzas acrobáticas. (SIPSE)
"El Lagarto de Humo" es una obra teatral que incluye danzas acrobáticas. (SIPSE)
Compartir en Facebook Lagarto encanta a niños en Mérida Compartir en Twiiter Lagarto encanta a niños en Mérida

Cecilia Ricárdez/SIPSE
MÉRIDA, Yuc. -El montaje escénicoEl lagarto de humo” reveló las posibilidades creativas de la mente y el cuerpo humano, durante de cierre del ciclo de tres presentaciones, a cargo de la compañía de danza contemporánea Tumàka’t dirigida por la maestra Vania Duran.

La última función tuvo lugar ayer en los bajos del Palacio Municipal ante la mirada atenta de decenas de niños y turistas que se dieron cita para disfrutar de la imaginación al aire libre. El viernes y sábado pasado se presentaron en la Hacienda Anikabil y la colonia Francisco I. Madero.

El lagarto de humo, es una obra dirigida al público infantil, resultado de un intercambio entre artistas de Yucatán y Argentina el cual recibió el apoyo del Programa IBERESCENA 2012 – creación coreográfica en residencia. En esta ocasión con el artística con el coreógrafo Leandro Kees.

Los bailarines y co creadores de la puesta en escena, Diana Bayardo, Melisabel Correa,
Gervasio Cetto y Manuel Fajardo,  fueron los encargados de conducir el viaje onírico representado con sábanas, colchonetas, ukulelé y movimiento. La historia comienza en el sueño profundo de cuatro personajes y termina cuando se despiertan alejándose de la escena con el rostro de somnolientos.

Movimientos acrobáticos, sutiles, divertidos y hasta virtuosos formaron parte del montaje en el que los niños formaron parte del hecho artístico y hasta poético del desarrollo de esta propuesta en el que personajes fantásticos cobraban vida ante los ojos asombrados de los pequeños.

La concurrencia heterogénea en edades y nacionalidades, también disfrutaron del espectáculo, porque sin la necesidad de diálogos extensos el mensaje era totalmente claro.

Sin principio, ni final, como los sueños fueron los episodios de esta obra, para representar lo que pasa en las mentes de los pequeños cuando descansan en los brazos de Morfeo.

Con este proyecto Vania Durán, retoma los montajes dirigidos a niños, luego del exitoso ciclo de presentaciones de “Brins”, en el que al igual que en el “Lagarto de Humo” explora las posibilidades de la imaginación y representación a través del cuerpo, respetando la inteligencia de los niños al ofrecerle un espectáculo en el que ellos reinterpretan lo que se les presenta, participan, para vivir una experiencia significativa, a diferencias de otros proyectos en los niños son espectadores pasivos de una simple historia.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios