23 de Septiembre de 2018

Quedan 123 aspirantes a una candidatura independiente

Será el 4 de abril cuando se determine si procede el registro para contender por una diputación federal.

Una vez que se conozca el número de candidaturas independientes, será el INE la dependencia encargada de fijar el monto de financiamiento para las campañas. (Notimex)
Una vez que se conozca el número de candidaturas independientes, será el INE la dependencia encargada de fijar el monto de financiamiento para las campañas. (Notimex)
Compartir en Facebook Quedan 123 aspirantes a una candidatura independienteCompartir en Twiiter Quedan 123 aspirantes a una candidatura independiente

Agencias
MÉXICO, D.F.- En busca de una candidatura independiente, un total de 123 ciudadanos en todo el país se aprestan a sortear una segunda etapa para acceder a un cargo de representación popular que los lleve a la Cámara de Diputados, a la Asamblea Legislativa del Distrito Federal o a una jefatura delegacional el próximo 7 de junio.

A nivel federal, 56 de 122 ciudadanos lograron pasar el primero de los tres “filtros” establecidos en la convocatoria y tuvieron hasta el 27 de febrero para recabar las firmas de apoyo de, cuando menos, el 2.0 por ciento de la Lista Nominal de Electores correspondiente al Distrito Electoral en el que buscan contender, informa Notimex.

El tope de gastos que deberán respetar las y los aspirantes a una diputación federal por la vía plurinominal en las actividades de recaudación de firmas de apoyo, fue de 112 mil 037 pesos por cada aspirante, anotó el consejero del Instituto Nacional Electoral (INE), Javier Santiago Castillo.

El porcentaje de firmas varía según el distrito al que pertenezcan, y que va desde los cerca de cuatro mil hasta los 10 mil electores, dado que no ha habido una nueva redistritación desde 2005 que permita equilibrar el número de ciudadanos por distrito electoral.

De tal suerte, serán los Consejos Distritales los que el 4 de abril acordarán si proceden o no los registros de los candidatos independientes a diputados federales que contenderán en la elección federal del 7 de junio.

Para ello y una vez que se conozca el número total de candidatos independientes que se registraron en todo el país, el INE fijará el monto del financiamiento público para sus campañas electorales.

En la Ciudad de México

A nivel local, siguen adelante 67 de 145 ciudadanos que tras haber completado igual porcentaje de firmas del listado nominal local en por lo menos 35 por ciento de su distrito o delegación, tendrán que esperar la validación por parte del Registro Federal Electoral (RFE) para continuar su camino.

En Milpa Alta, con 125 mil 821 habitantes y un listado nominal de 92 mil 686 personas, cada aspirante recabó mil 854 firmas de apoyo en 16 secciones; en contraste, en Iztapalapa, con un millón 818 mil habitantes y un listado nominal de un millón 367 mil 349 personas, fue de 27 mil 348 en 352 secciones.

Pablo Lezama consejero del Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF) comentó que una vez capturadas las firmas que entregaron los 67 aspirantes, 21 para una diputación local y 46 para una jefatura delegacional, el Instituto Electoral las remitirán al RFE.

Dijo que el Registro realizará el análisis de las firmas, emitirá un dictamen “y nos lo van a hacer llegar” para decidir cuáles aspirantes cumplen con los requisitos y cuáles no.

Conforme a la ley electoral, las firmas de apoyo deben acompañarse de la copia de la credencial para votar de quienes la otorgan y, solamente puede otorgarse a un candidato, una para diputados y otra para jefes delegacionales.

Sin embargo, de comprobarse que un ciudadano entregó dos firmas a algún aspirante, se tomará en cuenta la segunda, en el entendido de que ésta última es la que desea que prevalezca.

Quienes obtengan el reconocimiento de sus firmas deberán registrarse del 10 al 20 de marzo ante los Consejos Distritales y de manera supletoria, ante el Consejo General del IEDF, en el caso de una diputación por el principio de mayoría relativa a la ALDF.

Y deberán registrarse ante los Consejos Distritales Cabecera Delegacional o el Consejo General, en el caso de las 16 jefaturas delegacionales.

Los aspirantes en las 16 demarcaciones políticas y una diputación local que logren sortear todas las etapas marcadas en la convocatoria, contarán para su campaña con un tope máximo de un millón 36 mil 986.78 pesos.

Validación y verificación

Así, tanto a nivel federal como local para financiar sus actos de obtención de firmas, todos los aspirantes tendrán que hacerlo con recursos privados de origen lícito, los cuales serán fiscalizados, por el INE con las mismas reglas que aplican para los precandidatos postulados por los partidos políticos.

Será finalmente en los primeros días de marzo, cuando la autoridad electoral local emita el dictamen respectivo en el que se determinará si él o la aspirante cumplió con el porcentaje de firmas de apoyo requerido conforme a la elección de que se trate.

Ello, de acuerdo con los resultados obtenidos en la verificación y validación realizada previamente por el órgano electoral federal, con lo cual después de 70 años, el país contará nuevamente con candidatos independientes, según la reforma político-electoral de 2012 y reglamentada desde febrero, dado que ésta figura fue eliminada en 1946.

El 12 de marzo de 2013, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) validó esta figura en el estado de Quintana Roo.

“Cada entidad federativa está en su derecho de regular las candidaturas independientes, e incluso decidir que en cada elección haya sólo un candidato ciudadano que compita con los representantes de los partidos políticos", resolvió la Corte.

El primer estado donde se postuló un aspirante independiente fue en Zacatecas, donde Raúl de Luna ganó la alcaldía del municipio General Enrique Estrada, en las elecciones locales de julio de 2013.

Algo de historia

El 1 de febrero de 2014, se promulgó la reforma político electoral en la que además de reconocerse plenamente las candidaturas independientes, se garantizó a los ciudadanos postulados a un cargo de elección popular por esta vía la obtención de recursos públicos y tiempo en radio y televisión.

Ya en 2006, el ex canciller Jorge Castañeda, buscó participar bajo esa figura en las elecciones presidenciales, no obstante, fue rechazado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación, razón que lo llevó a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El organismo internacional resolvió que el Estado no había violado sus derechos políticos, aunque sugirió reformas a las leyes.

Otro caso emblemático fue en 2012, de Manuel Clouthier, que como candidato independiente buscó participar en las elecciones presidenciales de ese año, pero su registro también fue rechazado bajo el argumento de que esa figura aún no estaba contemplada en la legislación.

Actualmente, Clouthier Carillo, busca ser diputado independiente por su estado natal, Sinaloa.

Para el consejero electoral, Javier Santiago, lograr materializar en la papeleta electoral que un ciudadano -sea a nivel federal o local-, pueda contender bajo la figura de una candidatura independiente y, que tras la elección alcance su objetivo, representará un mecanismo de presión para los partidos políticos.

Y, “si son varios los que lo logran, obviamente eso va incentivar a mayor número de ciudadanos para la siguiente elección animarse a participar como candidatos independientes”, dijo en entrevista con Notimex.

Santiago Castillo consideró no obstante que las candidaturas independientes tienen un largo camino por recorrer y puedan realmente “echar raíces” en la propia cultura política del país y de sus habitantes.

Opinó que las condiciones de la competencia son inequitativas aunque no descartó que “alguien con mucho arraigo e historia en su zona” pueda alcanzar una curul o una diputación a la Asamblea Legislativa del Distrito Federal y alguna de las 16 jefaturas delegacionales.

Más piedritas

Consultado al respecto, el investigador del Instituto de Investigaciones Jurídicas e la UNAM, César Astudillo, estimó que si bien el legislativo reguló las candidaturas, también aprobó “un conjunto de requisitos excesivos, fuera de toda proporción, irrazonables”.

Consideró que al imponer más trabas a los aspirantes a una candidatura independiente que a los postulados por los partidos políticos, el legislativo parece enviar un mensaje claro, de que se trata de una figura con la cual “no simpatiza” y que es preferible poner “más piedritas en el camino".

Sobre este tema, el consejero local Carlos González, recordó que el IEDF tiene, “afortunadamente, facultad para hacer propuestas de reformas a la Ley, en lo que corresponde a los capítulos de candidatos independientes”.

Comentó que luego de la inquietud mostrada por algunos aspirantes, quedó abierta la puerta para que al final del proceso local se realice un diálogo abierto “para sacar conclusiones conjuntamente, respecto de que temas podría ser necesario resolver”.

De entrada, dijo que se debe de buscar flexibilizar los requisitos para que un mayor número de ciudadanas y ciudadanos que estén interesados puedan participar con éxito bajo la figura de candidatura independiente.

Trampa procesal

El abogado Luis Pérez de Acha considera a su vez que los requisitos para los candidatos sin partido son "desproporcionados e inviables" e incluyen una "trampa procesal" porque la ley no les permite acudir ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) si sus derechos se violan durante la solicitud de registro.

Y es que entre los requisitos para quien quiera contender bajo esa figura se establece la creación de una Asociación Civil y la apertura de una cuenta bancaria para recibir financiamiento.

El 25 de junio de 2014, la Sala Superior del TEPJF desechó, por unanimidad, el juicio que el abogado constitucionalista presentó el 29 de mayo de ese año, al considerar que aún no ha sido violado ningún derecho de quien aspire a una candidatura independiente.

Y es que impugnó la recién aprobada Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales (LEGIPE), porque en su opinión, el número de firmas requeridas para quien aspire a una candidatura independiente no es proporcional ni razonable.

Además, consideró excesivo el solicitar a los mismos aspirantes comparecer a juicio a través de un representante acreditado ante el Instituto Nacional Electoral (INE).

Así, varios aspirantes independientes se aprestan a buscar una candidatura para las elecciones de este año y probar este modelo en el país.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios