11 de Diciembre de 2017

México

Celulares, el banco en zona rural

Echan a andar un novedoso programa en Santiago Nuyoo, comunidad de Oaxaca, donde los dispositivos telefónicos se utilizan como monedero electrónico.

En Hidalgo, las oficinas de Telecomm Telégrafos operan como corresponsales bancarios. (Milenio)
En Hidalgo, las oficinas de Telecomm Telégrafos operan como corresponsales bancarios. (Milenio)
Compartir en Facebook Celulares, el banco en zona ruralCompartir en Twiiter Celulares, el banco en zona rural

Agencias
MÉXICO, D.F.- El uso de telefonía móvil en comunidades rurales ha cambiado la vida de sus pobladores, al acercarles servicios financieros que nunca hubieran logrado tener, y por ello la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) puso en marcha un programa en Santiago Nuyoo, comunidad del estado de Oaxaca, donde se utiliza el teléfono celular como monedero electrónico.

En entrevista con MILENIO, Héctor Olavarría, subsecretario de Comunicaciones de la SCT, y Javier Lizarraga director general de Telecomm Telégrafos, explicaron que este programa ha llegado a considerarse entre los cinco mejores del mundo debido a que la economía de la comunidad se está transformando gracias a la telefonía móvil, pues posibilita que los habitantes generen ahorros en cuentas bancarias usando los aparatos como medio de pago dentro de la comunidad.

Según publica Milenio, “la iniciativa fue una propuesta de la Cámara de Diputados para ir a la comunidad y observar el nivel de marginación que había, por lo que la primera acción fue abrir una oficina telegráfica con el modelo tradicional, el cual incluye 7 bancos y el pago de 80 tipos de servicios, como programas sociales y remesas, entre otros”, explicó Olavarría.

Explicó que ante el impacto social que tendría este proyecto se concretó una alianza con 10 empresas de tecnología, además del convenio que se firmó con el Banco Mundial, organismo financiero que está midiendo cómo las tecnologías están cambiando la forma de vida de las personas.

El despliegue de la red se inició en febrero del presente año y en sólo 4 meses lograron que 50 por ciento de la población (que cuenta con 650 habitantes), tuviera cuentas bancarias y teléfonos celulares con llamadas locales ilimitadas. La siguiente etapa fue conectar ese pueblo con una red pública de telecomunicaciones.

El subsecretario Olavarría comentó que se está midiendo el impacto y el costo implícito del proyecto con este despliegue, pues el objetivo es desarrollar un proyecto autosustentable y antes de que crezca por sí solo, éste se mantenga y no necesite subsidio, lo que garantiza su permanencia transexenal.

De acuerdo con datos de empresas como Ericsson y Qualcomm, varias comunidades de África, Indonesia, Brasil o México, se han aliado con gobiernos y con otro tipo de firmas, tanto de servicios como fabricantes de tecnologías y redes para desarrollar programas de salud, educación, agricultura, o servicios financieros, dando la oportunidad de que habitantes que no contaban con ninguno de ellos ahora tengan a la mano ese tipo de información.

Santiago Nuyoo es un municipio del estado de Oaxaca ubicado en la región de la mixteca y
perteneciente al distrito de Tlaxiaco, y se encuentra a casi seis horas de camino desde la capital del estado, razón por la cual se complica y encarece el traslado de valores.

Uno de los retos más complicados que tiene Telecomm es el alto costo que representa llevar dinero en efectivo a lugares donde no hay bancos, razón por la cual esa dependencia gasta cerca de 400 millones de pesos al año para transportar los 90 mil millones de pesos anuales que se usan en comunidades alejadas.

“Con este proyecto se ha bajado en más de 40 por ciento la necesidad de usar efectivo y con ello vemos una reducción de costo en la operación. La gente ya empezó a ahorrar y hemos visto que los microempresarios han incrementado su nivel de negocios”, comentó el subsecretario Olavarría.

Un caso de éxito en la comunidad es El pollo móvil propiedad de Don Mario, el cual vendía un total de 15 pollos rostizados a la semana en un automóvil. El emprendedor recibía órdenes que surtía al segundo o tercer día pero con la llegada de este programa ya no necesita auto porque ahora contrató mensajeros para que entreguen los pedidos que recibe y cobra por el teléfono, gracias a lo cual su negocio se ha incrementado más del doble.

“Nosotros pensamos que la pobreza se detiene cuando empieza el ahorro, cuando una persona ahorra un peso ya detuvo la pobreza, no la resuelve, pero si la detiene, y ahí estamos viendo que la gente ya está empezando a ahorrar”, aseguró Javier Lizárraga, director general de Telecomm Telégrafos.

Este piloto terminará en marzo o abril de 2013, fecha en la cual se estima se encuentre totalmente autosuficiente, y se espera que en ese momento se sume otra comunidad denominada San Juan Numí, donde se ofrecerán servicios similares, pero ahora con smartphones de banda ancha para llevar a través de la tecnología móvil aplicaciones de educación, salud, e incluso programas sociales.

“En la medida que esto funcione se van a ir demandando más servicios, lo que lo hace rentable; el gobierno se va saliendo y van entrando los operadores, pero primero queremos llevar la tecnología, facilitarles la vida, y en la medida que vayamos creando un mercado autosustentable, nosotros nos salimos y entran los operadores”, dijo Olavarría. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios