24 de Septiembre de 2018

México

Iglesia 'bendice' a la Cruz Roja

La Conferencia Episcopal expresó su aprecio y gratitud a la institución.

Piden valorar la noble labor que realiza la institución. (Archivo/Notimex)
Piden valorar la noble labor que realiza la institución. (Archivo/Notimex)
Compartir en Facebook Iglesia 'bendice' a la Cruz RojaCompartir en Twiiter Iglesia 'bendice' a la Cruz Roja

Agencias
MÉXICO, D.F.- En el Día Mundial de la Cruz Roja, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) expresó su aprecio y gratitud a la labor de esa institución y elevó sus oraciones para bendecir a sus voluntarios.

"Que los mexicanos y las mexicanas sepamos valorar y sostener con nuestro apoyo moral y material la noble actividad de la Cruz Roja, para que crezca y se consolide cada vez más en beneficio de toda la gente", expresó el episcopado mexicano en una carta dirigida al presidente Nacional de Cruz Roja, Fernando Suinaga Cárdenas.

La CEM recordó al fundador de la Cruz Roja, el empresario suizo Henry Dunant, quien en 1859, en un viaje de negocios al norte de Italia, se encontró en Solferino el día en que se enfrentaron los ejércitos austriaco y franco-piamontés, de acuerdo con Notimex.

Al mirar a los casi 40 mil heridos que yacían abandonados en el campo de batalla aquella noche del 24 de junio, Dunant exclamando "Todos somos hermanos" convenció a la población local de que atendiese a los heridos, sin fijarse en qué bando del conflicto estaban.

Más tarde escribió el libro "Recuerdo de Solferino", donde plantea la idea de lo que serán las futuras sociedades de la Cruz Roja: "cuidar de los heridos en tiempo de guerra por medio de voluntarios entusiastas y dedicados, perfectamente calificados para su trabajo".

La idea de prestar ayuda humanitaria a quien la necesitara, independientemente de su raza, su nacionalidad o creencias fue apoyada por los miembros de la Sociedad Ginebrenina de Utilidad Pública.

Así, en 1863 se constituyó formalmente el Comité Internacional de la Cruz Roja.

Al año siguiente, este comité logró, con apoyo del Gobierno Suizo, la firma del Primer Convenio de Ginebra, en el que 12 estados acordaron proteger a los militares heridos en campaña.

También garantizar el carácter neutral de los hospitales militares y la protección del personal sanitario, así como adoptar el emblema de la Cruz Roja como símbolo protector, establecer el "Comité Internacional de la Cruz Roja" y promover a nivel internacional las sociedades de socorro.

Los Principios Fundamentales del Movimiento de socorro voluntario de la Cruz Roja son: Prestar auxilio sin discriminación a todos los heridos en los campos de batalla, prevenir y aliviar el sufrimiento humano en todas las circunstancias, proteger la vida y la salud, hacer respetar a la persona humana, favorece la comprensión mutua, la amistad, la cooperación y una paz duradera entre todos los pueblos.

Para cumplir mejor esta misión, la Cruz Roja se abstiene de tomar parte en hostilidades y en controversias de orden político, racial, religioso e ideológico, y es independiente de los poderes públicos, a quienes auxilia en sus actividades humanitarias.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios