21 de Septiembre de 2018

Ladycatre, 'al rescate' en la Cámara de Diputados (video)

Ante las maratónicas sesiones por la reforma energética, el equipo de la diputada panista Elizabeth Vargas vende camastros a 900 pesos.

Los catres de la diputada panista Elizabeth Vargas Martín del Campo fueron vendidos en 900 pesos cada uno en la Cámara de Diputados, cuando su precio real es de unos 400 pesos. (excelsior.com.mx)
Los catres de la diputada panista Elizabeth Vargas Martín del Campo fueron vendidos en 900 pesos cada uno en la Cámara de Diputados, cuando su precio real es de unos 400 pesos. (excelsior.com.mx)
Compartir en Facebook <i>Ladycatre</i>, 'al rescate' en la Cámara de Diputados (video)Compartir en Twiiter <i>Ladycatre</i>, 'al rescate' en la Cámara de Diputados (video)

Agencias
MÉXICO, D.F.-  En la fracción panista de la Cámara de Diputados, la Reforma Energética ya genera ganancias.
Conocida desde ayer en broma como la Dipucatres o Ladycatres, la diputada Elizabeth Vargas Martín del Campo aprovechó el nicho de mercado que significa el proceso legislativo en San Lázaro para aprobar las leyes reglamentarias de la Reforma Energética y vendió catres a sus compañeros, para que puedan descansar en sus respectivas oficinas durante las maratónicas sesiones, publica excelsior.com.mx

Los legisladores no podían ausentarse de las sesiones en San Lázaro, por lo cual algunos de ellos optaron por adquirir un catre para descansar.

Que la idea fue de ella, cuentan sus compañeros de todos los partidos, pero sus correligionarios aclaran que fueron sus auxiliares quienes hicieron la oferta. 

Lo único cierto es que los catres comenzaron a llegar la noche del lunes, cuando el pleno de la Cámara de Diputados discutió durante 20 horas continuas la nueva Ley de Hidrocarburos.

De acuerdo con el portal Mercado Libre, los camastros como los que ofreció la diputada Liz Vargas tienen un precio de 420 pesos; en La Merced, que está a dos calles de la Cámara de Diputados, el precio es de 400 pesos, pero a los diputados les fueron vendidos a 900 pesos, es decir, al menos a los integrantes de la oficina de la diputada panista, la Reforma Energética ya generó ganancias.

Con almohada y cobija

Interrogados sobre su adquisición, algunos de los diputados que compraron el catre explicaron que también les dieron una almohada y una cobija.

Ayer aumentó el número de diputados que solicitó los catres y en el área de convivencia de los diputados panistas se podían observar los catres.

El Catregate, le llamaban anoche los diputados al caso de los catres de la diputada Vargas Martín del Campo, porque ya comenzaban a ser adquiridos por legisladores de partidos distintos a Acción Nacional.

Sesiones

Y es que los diputados federales pasaron una noche y madrugada del lunes muy complicadas. Nadie podía ausentarse definitivamente, porque estuvieron al pendiente de las votaciones en torno a los artículos en particular, y aunque acordaron agrupar las reservas en temas para evitar el maratón, la insistencia de Movimiento Ciudadano y Partido del Trabajo a leer cada una de sus reservas generó que la sesión concluyera a las 07:01 de la mañana de ayer martes; es decir, trabajaron 20 horas continuas.

Pero además, la sesión del pleno fue sorprendida por el temblor. La broma entre diputados era justamente en torno al movimiento telúrico, pues al estilo del cantante Chicoché, preguntaban “¿dónde te agarró el temblor?” y la respuesta era “defendiendo el petróleo del país”.

Y sí, aunque con visiones diametralmente diferentes, los diputados de todos los partidos estaban en la discusión de la defensa del petróleo cuando se sacudió la tierra. Unos lo hacían desde la izquierda, con la insistencia de que México no debe renunciar al nacionalismo petrolero; otros, lo hacían desde la visión de la apertura de la competencia, con el principio de que ya es tiempo de entrar a una nueva etapa de la industria energética del país.

Las alertas de la Cámara de Diputados, sin embargo, no fueron muy efectivas pues mientras temblaba estaba en tribuna David Pérez Tejeda Padilla, del Partido Verde, y expresaba su crítica a la izquierda que insistió toda la madrugada en que la Reforma Energética sólo traerá efectos negativos al país; fue hasta tres minutos después del temblor que el presidente de la Cámara decretó un receso, que concluyó cinco minutos después para continuar con la última fase del debate.

Y anoche la dinámica iba en el mismo ritmo. Los diputados del PT y de Movimiento Ciudadano insistieron en presentar sus reservas en tribuna y la discusión del primer punto acordado, referente a la seguridad de la tierra, se llevó seis horas continuas, aunque sólo por algunos momentos hubo un debate real, pues se escucharon las voces en favor y en contra; la mayoría del tiempo, sin embargo, sólo se escuchó la voz de la izquierda.

Aunque varios diputados tenían optimismo en que la sesión iba a terminar a las 03:00 horas, lo cierto es que la insistencia de los oradores de la izquierda, que además se excedieron siempre en el tiempo que tenían destinado, llevó a varios de ellos a optar por comprar los catres que les fueron vendidos desde oficinas del PAN.

Sobre el tema, la legisladora panista no hizo comentarios y en su cuenta de Facebook sólo habló de las sesiones que se llevan a cabo en San Lázaro.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios