24 de Septiembre de 2018

México

Mujer poblana transforma en arte la 'envoltura' del maíz

Crescencia García Ramos comenzó a usar la hoja conocida como totomoxtle para hacer artesanías para fiestas patrias, muñecas y hasta Nacimientos

Imagen de la artesana Crescencia García Ramos posando con alguna de las figuras que realiza con la hoja de maíz. (Notimex)
Imagen de la artesana Crescencia García Ramos posando con alguna de las figuras que realiza con la hoja de maíz. (Notimex)
Compartir en Facebook Mujer poblana transforma en arte la 'envoltura' del maízCompartir en Twiiter Mujer poblana transforma en arte la 'envoltura' del maíz

Agencias
SAN ANDRÉS CALPAN, Puebla.- La hoja que cubre la mazorca de maíz, conocida como totomoxtle, en la mayoría de los casos es desechada, pero Crescencia García Ramos la usa para elaborar artesanías para fiestas patrias, muñecas y hasta Nacimientos.

En entrevista con Notimex, la artesana dijo que en toda la región los campesinos trabajan y comen con lo que la tierra les da y por eso usa el totomoxtle.

“Cuando terminaba la cosecha desconocía de esta artesanía y no ocupaba la hoja, de ahí que solo la utilizaba para los tamales, pero ahora también para crear este tipo de artesanías”, señaló.

Crescencia dijo que siente orgullo por mostrar esta artesanía que se elabora en Calpan y detalló que aprovecha hasta las hojas más delgadas.

Resaltó que para llegar a concretar estas piezas se requiere de mucha manos, desde la siembra, además de un buen temporal, porque si no hay lluvia, no logran obtener una hoja bonita.

La también costurera de oficio explicó que en el proceso para hacer una muñeca o un adorno primero se debe tener una idea definida de lo que se quiere elaborar, como puede ser una Virgen de Guadalupe, una china poblana, una charra, una mujer cargando a su bebé y vendiendo productos, hasta un Nacimiento o adornos como esferas, entre otros.

Añadió que a partir de ese momento toma una hoja de totomoxtle, la cual humedece con un rociador y es así como se debe trabajar, debido a que, si lo hace en seco, la hoja truena y no sirve.

“Hay que tener creatividad para hacer las combinaciones correctas. Si no sabes combinar algo no puedes hacer un producto elegante, porque se deben combinar colores; en caso de un vestido regional, hay que saber combinar la hoja con su decoración”, indicó.

Crescencia, quien trabaja en una habitación por las noches mientras su hija de un año ocho meses duerme, señaló que se requiere de mucho talento para llevar a cabo esto y sobre todo mucha paciencia, desde el inicio de la siembra hasta la cosecha.

“No se puede dejar nada empezado, de ahí que se debe terminar. Al momento en que se duerme mi hija empiezo y termino a las 02:00 horas y a esa hora me duermo, ya que a mi bebé la tengo que cuidar”, mencionó.

Refirió que tenía la inquietud hace mucho tiempo de poder hacer esto, pero no tenía la oportunidad de aprender, y fue hasta que escuchó la oportunidad para un curso el cual tomó y puso todo su empeño.

Añadió que el tiempo de elaboración depende del diseño, ya que se puede llevar unas tres horas por todo el trabajo, como es el vestido, el cual se debe rellenar, porque de lo contrario se cae el trabajo.

La artesana de San Andrés Calpan expresó que es bonito trabajar con ese material, además que le quita el estrés al estar concentrada en lo que hace, el cortar las hojas o utilizar el silicón para pegar y con ello no quemarse.

Explicó que para darle color a la hoja previamente la selecciona y después la pinta con anilina y a una temperatura de 45 grados, y señaló que usa la hoja más blanca y limpia, con el agua caliente se diluye la anilina y de ahí se pinta la hoja.

Subrayó que en muchas ocasiones le han cuestionado por el precio de su artesanía, si solo es hoja de maíz, sin embargo, enfatizó que lo que ella hace es un arte que conlleva mucho trabajo y paciencia.

Al momento de narrar que le llevó un año el aprender cómo trabajar con la hoja de la mazorca, se observó la creatividad y talento que tiene, debido a que sin molde alguno tomó las tijeras y empezó a cortar una hoja de tono morado para hacer una flor.

En cuanto al costo o precio de sus artesanías, dijo que todo depende del producto, diseño y tamaño, y ejemplificó que hay canastas pequeñas de 40 pesos, y tiene un trío de charras que ofrece en 500 pesos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios