19 de Septiembre de 2018

México

Respaldan miles de civiles a policías comunitarios

Habitantes del valle del Ocotito marchan entre globos blancos, pancartas y una frase que sintetiza su estado de ánimo: 'No más miedo!'

Los manifestantes reprocharon la pasividad mostrada por las corporaciones policiacas hasta hace unos días. (Milenio)
Los manifestantes reprocharon la pasividad mostrada por las corporaciones policiacas hasta hace unos días. (Milenio)
Compartir en Facebook Respaldan miles de civiles a policías comunitariosCompartir en Twiiter Respaldan miles de civiles a policías comunitarios

Agencias
GUERRERO.- Unos dos mil habitantes del valle del Ocotito marcharon para respaldar a la policía ciudadana de la Unión de Pueblos Organizados del Estado de Guerrero (Upoeg), que desde el 23 de enero recorren ocho comunidades de Chilpancingo para frenar a grupos el crimen.

Con 24 horas de anticipación un grupo de ciudadanos convocó a la marcha para al mediodía de este domingo; el punto de salida fue la base de taxis de Mohoneras, informa Milenio.

Sin embargo, las acciones de células del crimen organizado en semanas recientes evitaron que la concurrencia fuera más numerosa, según los organizadores.
Grupos de mujeres y hombres de todas las edades se acercaron al lugar de la cita para integrarse en filas desordenadas.

Los participantes llevaban globos blancos y pancartas en las que se plasmaba una frase que sintetizó el estado de ánimo de los pobladores: “¡No más miedo!”

La caminata comenzó con media hora de retraso. El contingente avanzó desorganizado, pero rápidamente. En el trayecto otros vecinos vencieron al miedo y se incorporaron para lanzar arengas en favor de la paz y la seguridad pública.

También reprocharon la pasividad mostrada por las corporaciones policiacas hasta hace unos días. En minutos la columna humana se hizo más robusta.

Madres de familia de Rincón, Mohoneras, Buenavista y Ocotito prepararon comida para dar a los policías comunitarios; sin embargo, pocas llegaron hasta la base de taxis donde comenzó la marcha.

Quienes caminaron sobre la carretera federal que va hacia Acapulco pidieron a gritos que el ayuntamiento de Chilpancingo y los gobiernos estatal y federal permitan la organización de los pueblos y eviten actitudes represivas.

Morir con dignidad

El único comisario que llegó al mitin fue Leonel Rodríguez, de Mohoneras, quien de manera escueta pidió a sus homólogos que se sumen.
“Invito a todos los comisarios a que no tengan miedo; si vamos a morir que sea por una causa justa”, apuntó.

La señora Matilde Navarrete dijo que no hay marcha atrás: “Ocotito es un lugar hermoso y queremos paz; queremos caminar y no sentirnos perseguidos por nadie que nos quiera hacer mal. No se vale que unas personas sin entrañas quieran adueñarse de todo el valle”.

Ya en el mitin el temor se disipó. Por eso, cuando los coordinadores de la Upoeg preguntaron al pueblo si estaba dispuesto a perder la tranquilidad recuperada en las últimas 72 horas, la respuesta fue un contundente no.

Llegaron para quedarse

Aunque el Grupo de Coordinación Guerrero anunció el envío de militares, marinos y policías federales a la zona del valle, la Upoeg anticipó que si la población lo pide se quedará permanentemente.

Bruno Plácido dirigió un mensaje a los informantes de la delincuencia que, señaló, seguramente participaron o monitorearon la manifestación.

“Esto va para aquellos que todavía andan amenazando: si la regaron, mejor retírense, porque se las vamos a aplicar. No hay ningún paso atrás para que regrese la delincuencia”.

Aclaró que los secuestros, las extorsiones y los homicidios volverán solo si los habitantes de la zona lo permiten. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios