26 de Septiembre de 2018

México

Un desierto donde la sal es inagotable

La sal de Guerrero Negro se utiliza para generar productos como fertilizantes, manganeso y silicios para la industria informática.

La Exportadora de Sal tiene mil 300 trabajadores actualmente. (Notimex)
La Exportadora de Sal tiene mil 300 trabajadores actualmente. (Notimex)
Compartir en Facebook Un desierto donde la sal es inagotableCompartir en Twiiter Un desierto donde la sal es inagotable

Agencias
GUERRERO NEGRO, Baja California.- Enclavada en el paralelo 28, justo en los límites de Baja California y Baja California Sur, se encuentra la salinera más grande del mundo, una empresa mayoritariamente mexicana, que está en plena transformación y apuesta a la diversificación de sus productos para ganar presencia e ingresos en el mercado mundial.

Se trata de Exportadora de Sal (Essa), en Guerrero Negro, que opera bajo ese rubro desde 1975, cuando el gobierno mexicano adquirió el 51 por ciento de las acciones, y que ahora, bajo la conducción de su director, Jorge López Portillo, busca diversificarse y ampliar el valor agregado a sus productos, que se distribuyen globalmente a través de su socio, la empresa japonesa Mitsubishi.

El año pasado, la empresa elevó diez por ciento su producción en tanto que sus ingresos crecieron 26 por ciento, para convertirse en una de las pocas empresas con participación del sector público que operan con utilidades.

López Portillo, quien asumió la dirección de la empresa en junio del 2013, explica que la clave ha sido aprovechar al máximo la capacidad instalada y sobre todo comenzar a trabajar bajo una nueva dinámica encaminada a diversificar los productos, añadiéndoles valor agregado y estableciendo canales de comercialización propios.

Reservas inagotables

A la fecha, Mitsubishi, quien cuenta con el 49 por ciento de las acciones de la empresa, es la encargada de comercializar la sal que se extrae. Al año se generan más de ocho millones de toneladas métricas de sal industrial y casi 63 mil toneladas de sal de mesa.

A lo largo de su historia, que data de hace 60 años, Exportadora de Sal ha pasado por varias etapas, siempre en plan ascendente, apoyada por sus enormes reservas de sal marina que son prácticamente inagotables.

La zona desértica, donde se ubica, con escasa precipitación pluvial combinada con viento y alta radiación solar sobre un antiguo piso marino, adyacente a la Laguna Ojo de Liebre, constituye un ambiente perfecto para una salina que funciona por evaporación, un proceso natural.

En el proceso de extracción en la empresa, se agregan algunos compuestos químicos y se controla la producción y el transporte hasta las embarcaciones que la llevan desde Guerrero Negro a puertos diversos donde se distribuye a prácticamente todo el mundo.

La sal marina, es de uso común como condimento culinario, pero al mismo tiempo, tiene aplicaciones diversas en procesos químicos e industriales, al grado de que de ella se obtienen más de siete mi productos y derivados.

Respeto al ambiente

Mitshubishi aprovecha la sal de Guerrero Negro para generar productos con valor agregado que incluyen fertilizantes, manganeso y silicios para la industria informática, que se comercializan en un mercado de más de 42 mil millones de dólares por año.

Es una enorme riqueza, la cual -según afirma López Portillo- representa una oportunidad para la parte mexicana, no sólo de exportar materia prima sino de generar productos propios que compitan en el mercado mundial.

La salinera de Guerrero Negro ocupa un extensión mayor a la ciudad de Monterrey y en su entorno hay maravillas naturales como el santuario de la ballena gris y la tierras desérticas de El Vizcaíno, donde se regenera la producción del berrendo, considerado uno de los mamíferos más veloces del mundo y que hace unos años estuvo en peligro de extinción.

El proceso para la producción y embarque de sal en la empresa de Guerrero Negro es totalmente limpio y con pleno respeto a las normas ambientales, lo que también propicia la existencia natural de diversas especies de aves, entre las que sobresalen las águilas y los pelícanos.

Proyecto sustentable

Bajo un mecanismo que combina la extracción con la transportación y el embarque del producto, se movilizan miles de toneladas, sin que haya daños al medio ambiente, gracias a la serie de medidas preventivas y de conservación que se aplican en la empresa.

Exportadora de Sal tiene mil 300 trabajadores, que son el núcleo central del poblado de Guerrero Negro, municipio de Mulegé, con más de 15 mil habitantes, gran parte de ellos familiares de los empleados de la empresa en cuestión.

Así, mediante la aplicación de procesos limpios, cuidadosos del medio ambiente y de las riquezas naturales que la rodean, Essa es un proyecto sustentable que busca avanzar en sus esquemas de comercialización y diversificación de productos, a fin de consolidarse como una empresa exitosa que al propio tiempo genere más y mejores fuentes de empleo y contribuya a preservar las riquezas naturales que la rodean.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios