16 de Diciembre de 2017

México

San Lázaro: 45 kilómetros de muerte para las tortugas

Miles de ejemplares de la especie caguama, en peligro de extinción, aparecen sin vida en esta playa.

La mayoría de las muertes de tortuga caguama en Baja California Sur se debe a la pesca incidental. (Imagen de referencia/nps.gov)
La mayoría de las muertes de tortuga caguama en Baja California Sur se debe a la pesca incidental. (Imagen de referencia/nps.gov)
Compartir en Facebook San Lázaro: 45 kilómetros de muerte para las tortugasCompartir en Twiiter San Lázaro: 45 kilómetros de muerte para las tortugas

Fanny Miranda/Milenio
GOLFO DE ULLOA, Baja California Sur.- Como un cementerio en el mar, alrededor de 3 mil cadáveres de tortugas caguama han varado en los últimos tres años en la playa San Lázaro, ubicada en el puerto Adolfo López Mateos en el Golfo de Ulloa, a consecuencia de la pesca incidental, reconoció la autoridad ambiental del país.

La mortandad masiva de esa especie en peligro de extinción mantiene a México en riesgo de un nuevo embargo por parte del Departamento de Comercio de Estados Unidos, que afectaría a toda la producción pesquera del país, pero las autoridades del sector insisten en negar que las redes de pesca y palangres usados para la captura de tiburón (principalmente) provoquen la asfixia y muerte de esos ejemplares.

“México está en una situación de riesgo para que se limite la exportación de productos pesqueros o de tener una mala o inadecuada certificación por parte de Estados Unidos. Eso es lo grave, no estamos hablando de un producto en específico, es la pesca en general la que tiene una situación de riesgo y puede ser toda la que se comercializa en EU”, advirtió Raúl Villaseñor, director general adjunto de Ordenamiento Pesquero y Acuícola de la Conapesca.

Festín de carroñeros

A lo largo de los 45 kilómetros de la playa de San Lázaro, la marea arrastra todos los días restos de tortugas, lobos marinos, peces y algunas veces delfines y ballenas. 

De acuerdo con el delegado de la Profepa en la entidad, Leonel Valerio Castro, en 2012 fueron encontrados los cadáveres de alrededor de mil ejemplares de tortuga caguama; en 2013 la cifra descendió a 951 tortugas en esa zona y hasta el 22 de octubre se tiene el registro de 202 ejemplares de tortuga amarilla varados.

Sin embargo, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda) difiere de las cifras: 2012 fue un año sin precedentes, porque se presentó una mortandad de alrededor de 2 mil 200 tortugas varadas en este sitio, el año pasado fueron casi mil las encontradas en esta playa y este año hay cifras parciales, dijo Alejandro Olivera, coordinador de Políticas Públicas del Cemda noroeste.

El biólogo marino resaltó que “por cada tortuga que vemos muerta en la playa existen otras tres o cuatro que no llegan a vararse y las corrientes las llevan a otros lados”.

El conteo oficial de tortugas muertas lo realizan inspectores de la Profepa. Una mañana, mientras la marea baja, Milenio acompañó a Marcos Antonio Lucero Calderón, quien ese día registra a lo largo de la playa 4 lobos marinos.

El sitio es un festín para las aves carroñeras y el olor putrefacto se percibe a metros de distancia. A lo largo de esta playa virgen se observan otros caparazones marcados con aerosol rojo, lo que significa que fueron contados.

Esfuerzos insuficientes

El Cemda, en voz de Alejandro Olivera, considera que los esfuerzos del gobierno federal son insuficientes para controlar la muerte de los ejemplares.

“A pesar de que la mortandad de tortugas se ha presentado durante más de una década, ni la administración pasada, ni la presente han tomado medidas efectivas inmediatas para resolver el problema. Y esta adminitración emprendió más investigaciones y nuevas hipótesis de por qué están muriendo, cuando las causas son claras”, sostuvo.

Después de más de un año de investigación, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas  (Conanp) concluyó el estudio hace dos meses, en el que asegura que la pesca incidental es una de las principales causas.

“El dictamen abordó distintas hipótesis de mortandad y no descarta la interacción entre la pesca y la tortuga marina como una de las causas en este fenómeno; y también puso en evidencia que fenómenos como las mareas rojas y las enfermedades también pueden estar afectando la salud de las tortugas marinas”, reconoció el titular de la Conanp, Luis Fueyo.

En entrevista, dijo que como consecuencia habrá un proceso de ordenamiento pesquero: espacial y de artes de pesca, por lo que se perfila la veda del tiburón en los periodos críticos de mortandad (durante mayo, junio y julio).

Asimismo, subrayó que la disminución de los cadáveres encontrados este año no representa una baja en la mortandad, sino que el fenómeno de El Niño desplazó los ejemplares hacia el norte del golfo.

Pescadores afectados

Raúl Villaseñor, director general adjunto de Ordenamiento Pesquero y Acuícola de la Conapesca, asegura que la investigación financiada por la Conanp “no es concluyente” y sostiene que la actividad pesquera no está vinculada a la muerte de las tortugas marinas.

“Para la autoridad pesquera fue claro desde el principio que la pesca no es la principal causa de mortalidad, es uno de muchos factores que están influyendo en la región y que generan esa mortalidad masiva temporal y estacional de diversas especies biológicas”, apuntó.

De acuerdo con la Conapesca, más de mil 700 pescadores que forman parte de 47 sociedades cooperativas con mil embarcaciones tienen una influencia directa sobre la zona en que la tortuga amarilla se distribuye en el Golfo de Ulloa durante 5 meses al año. De ellos, se identificó que son 300 pescadores los que tienen una interacción directa con las tortugas marinas.

Con medidas de regulación a ese grupo de pescadores artesanales de especies de escama y tiburón, la Conapesca estima que se verían afectadas alrededor de 5 mil 600 toneladas de producción con un valor de 44 millones de pesos anuales a pie de playa.

Para evitar la aplicación de sanciones, la dependencia emprendió la verificación de los sistemas de pesca utilizados (40 por ciento de avance), un programa de observadores a bordo de la flota artesanal en la región (cobertura de 10 por ciento) e impulsa vedas voluntarias para evitar la captura incidental.

En enero de 2015 el gobierno de EU presentará a su Congreso la solicitud de revisión de las equivalencias de medidas de protección entre México y Estados Unidos, de acuerdo con la enmienda Pelly.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios