22 de Septiembre de 2018

México

Capitalinos respiran bacterias, azufre y otras 'porquerías'

Este miércoles se restringe la circulación de vehículos engomados rojo y azul y terminación de placas 0 o 3 y 4 o 9, respectivamente.

Las autoridades de la Ciudad de México decidieron mantener la contingencia ambiental debido a los altos niveles de contaminación. (AP)
Las autoridades de la Ciudad de México decidieron mantener la contingencia ambiental debido a los altos niveles de contaminación. (AP)
Compartir en Facebook Capitalinos respiran bacterias, azufre y otras 'porquerías'Compartir en Twiiter Capitalinos respiran bacterias, azufre y otras 'porquerías'

Agencias
CIUDAD DE MÉXICO.- En el Valle de México, de los 123 días transcurridos este año, sólo 18 han sido limpios, en los que se han registrado niveles menores a 100 puntos en la escala del Índice Metropolitano de la Calidad del Aire (Imeca).

La Dirección de Monitoreo Atmosférico detalló en su página de internet que se han activado tres contingencias fase uno, así como cuatro precontingencias.

En ese periodo, en 21 días se presentó concentración máxima de micropartículas suspendidas (PM10), menores o iguales a 100 puntos, y en 60 de ozono (O3) en el Imeca.

De acuerdo con la misma escala, en 123 días hubo concentración máxima de dióxido de nitrógeno (NO2), dióxido de azufre (SO2), y de monóxido de carbono (CO), contaminantes que afectaron a la Ciudad de México y su área metropolitana.

De hecho, la Ciudad de México experimenta con frecuencia crisis ambientales con la presencia de partículas de tipo químico suspendidas en el aire; sin embargo, existe otra clase de contaminantes potenciales de origen biológico en la atmósfera baja a los que no se les da la debida importancia.

Un estudio del investigador Jaime García Mena, del Departamento de Genética y Biología Molecular del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), reporta la presencia de más de 120 bacterias diferentes en el aire que se respira en la capital.

“La diversidad de bacterias de la atmósfera baja de la Zona Metropolitana del Valle de México”, publicado en la revista Microbial Ecology, registró la presencia de microorganismos entre los que destacan muchas bacterias que forman y no forman esporas.

Bacterias 'indefensas'

La lista del experto del Instituto Politécnico Nacional (IPN) incluye a pseudomonas, acinetobacter, estafilococos y estreptococos, entre otras bacterias sin formas resistentes conocidas.

Son microbios que se mantienen viables en la atmósfera baja y se han podido dispersar; eso significaría que pueden llegar a cualquier superficie y contaminar alimentos o utensilios, expuso el Cinvestav en un comunicado, citado por Notimex.

Los reportes bacteriológicos médicos muestran que generalmente estos microorganismos se relacionan con enfermedades intrahospitalarias, pero no afectan a personas sanas.

“No son peligrosas, siempre han existido, son parte de nosotros, de la atmósfera y entorno; generalmente un buen estado de salud nos mantiene a salvo de adquirir una infección por ellos”, aseguró García Mena.

Las bacterias presentes en el ambiente solo podrían representar peligro en personas inmunocomprometidas o que reciben tratamiento en hospitales, sin las medidas sanitarias apropiadas que eviten contaminar material.

Normalmente en los servicios de salud se evita la contaminación por dispersión de bioaerosoles, debido al ejercicio de protocolos de limpieza.

Monitoreo

El estudio hizo un muestreo en 67 sitios en varias zonas de la ciudad, siguiendo las rutas de transporte masivo superficial o subterráneo.

Se usó un método que por gravedad colecta bacterias vivas del ambiente y que también informa su capacidad de desintegrar glóbulos rojos de la sangre o causar hemólisis.

Después de colectar bacterias por exposición de cajas de cultivo, éstas se llevaron al laboratorio para incubarlas y cosecharlas.

El propósito fue extraer los ácidos nucleicos y hacer una secuenciación masiva, en un estudio donde se preparan genotecas del gen 16S ribosomal para identificarlas con base a su huella genética.

Tradicionalmente, el monitoreo ambiental de la Zona Metropolitana del Valle de México mide contaminantes químicos.

Sin embargo, en este estudio la aproximación fue diferente, se buscaron agentes biológicos vivos y se encontró que bacterias vivas no formadoras de esporas integran parte de las partículas suspendidas en el ambiente.

La actividad humana que implica el movimiento de personas o vehículos, barrer, mover sustancias o apilar material genera un bioareosol, que contiene partículas de origen químico y biológico, explicó.

Hoy no circula

Los vehículos con engomados rojo y azul y terminación de placas 0 o 3 y 4 o 9, respectivamente, no podrán circular este miércoles en el Valle de México, luego de que la Comisión Ambiental de la Megalópolis (Came) determinó mantener la fase I de contingencia ambiental.

Las motocicletas con igual terminación de placas tampoco podrán circular, mientras que para establecer la restricción de circulación a los vehículos con placas federales se tomará el tercer dígito numérico.

La prohibición para circular en el Valle de México para los automotores con esas características se aplicará de las 5:00 de la mañana hasta las 10:00 de la noche, recordó el Sistema de Monitoreo Atmosférico de la Ciudad de México.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios